domingo, enero 16, 2022
InicioMaternidadLos bebés deben ser llevados, no colgados

Los bebés deben ser llevados, no colgados

Por Julia Bernal, de Crianza y Contacto Emocional

 

bebes-necesitan-brazos

Estamos de acuerdo en que el hecho de que en un programa de TV se hable de maternidad, embarazo, cuidados del bebé y cuidados de la madre está muy bien siempre y cuando se haga con el respeto, la información y la profesionalidad que se merece. Cada mujer y cada madre es libre de elegir cómo vivir su maternidad, pero creo que esa elección se debe hacer tras contrastar información veraz y real sobre cada uno de los temas que te puedan preocupar o interesar.

El pasado 13 de octubre en el programa «El Hormiguero» se dio información sobre diferentes aspectos de la maternidad que no cumplieron esas premisas. Pilar Rubio comenzó su sección sobre maternidad con frases de este tipo: «Shhh… Está durmiendo el niño diabólico». Personalmente, me parece una falta de respeto tratar así a un bebé aunque en este caso fuese un muñeco. No me gusta nada lo que está transmitiendo a las madres y futuras madres con esa forma de hablar del bebé.

Después continuó con esta frase: «El bebé no quiere estar en el carro, no quiere estar en la cuna y lo tienes que llevar literalmente encima». Y muestra esta foto de su hijo en una mochila no ergonómica y además mirando hacia delante.

porteo-no-ergonomico

Con sus palabras transmite que llevar al bebé encima es una molestia para todas las madres, cuando normalmente lo que más te apetece es disfrutar de su contacto y cubrir así todas sus necesidades básicas, ya que tras nueve meses dentro de la tripa de su madre, lo que les calma es el contacto y el movimiento. Eso no está reñido con que en algunos momentos te sientas agotada, no puedas más y necesites un cambio de brazos. ¿A qué madre no le ha ocurrido? Algo muy normal cuando estás veinticuatro horas al día con un bebé o incluso, tienes más hijos que atender, ya que criar a un bebé respetando sus propios procesos naturales produce desgaste físico y emocional para los padres. Y esto es algo que hay que saber, reconocer y asumir para que sea más sencillo ser conscientes de nuestras propias emociones cuando nos desbordan.

Los bebés necesitan ser llevados, es una necesidad biológica, es necesario para su desarrollo físico y emocional respetar ese continuum de contacto, movimiento y desarrollo cerca del cuerpo de la madre o del padre, en los brazos de sus progenitores o haciendo uso de un buen porteo a través de un portabebés ergonómico que respete su correcto desarrollo físico y emocional.

 

porteo-ergonomico-edad
En esta imagen apreciamos un porteo ergonómico en las diferentes etapas del bebé (Fuente)

El porteo para que sea óptimo, debe realizarse con un portabebés ergonómico, y para ello debe cumplir determinados requisitos:

  • Debe respetar la posición fisiológica del bebé en la cual su cuerpo ha de ir pegado al cuerpo del porteador, de la misma forma que cuando lo cogemos en brazos. Su espalda desde un vista lateral forma una C y sus piernas deben quedar más elevadas que su cadera formando desde la vista frontal un M. Muy importante mantener siempre las vías respiratorias del bebé despejadas.
  • El bebé queda a la altura adecuada para que el adulto tenga movilidad y no le dé con la barbilla al bebé en la cabeza. La altura sería aquella en la que le puede dar un beso sin dificultad y además debe ser cómodo para ambos, bebé y adulto.
  • El portabebés debe adaptarse al crecimiento del bebé, ofreciendo el adecuado soporte y sostén en cada etapa, permitiendo incluso la sujeción de la cabeza en caso de que el bebé se duerma o no la pueda sujetar.

Por tanto llevar al bebé hacia delante no cumple ninguna de estas funciones que hemos visto y por tanto, no es ergonómico.

Son muchos los efectos beneficiosos del porteo para ambos. Entre ellos cabe destacar:

  • La sensación de seguridad, bienestar y vínculo seguro que percibe el bebé al estar contenido en nuestro cuerpo, oír nuestra voz y escuchar nuestro corazón.
  • Facilita la lactancia materna al hacer posible que reaccionemos de forma casi inmediata ante sus señales de hambre.
  • Favorece la estimulación del bebé adecuada para su desarrollo a través del movimiento, el balanceo y el contacto con la piel.
  • Posibilita que el bebé esté más integrado en el ambiente familiar que si duerme en su cuna y si está despierto y necesita contacto.
  • Ofrece libertad de movimiento. Incluso quien lo portea puede realizar otras actividades pues tiene las manos libres, aunque cumpliendo las medidas de seguridad en su uso.

Por otro lado los bebés recién nacidos no son independientes nada más nacer como nos empuja a creer la sociedad o en este caso la propia Pilar Rubio, al decir que la mochila cuelgabebés que presenta sirve para «colgar al bebé en la puerta mientras nos maquillamos, barremos o limpiamos”. Este invento, que para ella parece ser revolucionario no es seguro, ni ergonómico y además aleja al bebé de la madre creando una interferencia en el vínculo y la seguridad maternal o paternal.

bebe-colgado-puerta-pilar-rubio

Esta mochila cuelga bebés la deberían de probar primero los padres, antes de poner a sus hijos, a ver si la sensación y lo que les transmite estar colgados les gusta, aunque sea para cinco minutos hay otras formas de hacer las cosas sin poner en peligro la salud física (el bebé puede caer si alguien abre la puerta del otro lado) y emocional de un bebé. Te invito a hacer la prueba tu como en la siguiente imagen y luego compartir la experiencia:

 

cuelgate-no-mochilas-colgonas
  Imagen cedida por Amaya Hansen

 

No juzgo, ni critico su forma personal de vivir su maternidad y la crianza de sus hijos pero a nivel profesional si creo que debería medir y cuidar más la información que transmite contrastando su veracidad.

¡Pero aún hay más! Para Pilar Rubio, cuando das a luz “hay que recuperar el peso y hacer deporte, cosa que algunas mujeres tienen difícil porque se quedan en casa para dar el pecho”, ahí queda eso… En este caso lo que nos muestra es hacer deporte con el carro y aquí lo que obvia es que es muy importante valorar y sopesar el estado individual de cada mujer, su parto y su recuperación, ya que cada una lleva un ritmo y no es igual tener un parto vaginal que tener un parto con cesárea o tener un parto con complicaciones que dificulte el proceso de recuperación.

Además con su comentario sugiere que para dar el pecho hay que quedarse en casa, cuando una vez más es exactamente lo contrario: hay que normalizar la lactancia materna e integrarla en la vida diaria como hecho natural que es; y por otro lado, la lactancia materna ayuda a perder peso y tiene multitud de beneficios tanto físicos como emocionales para madre y bebé.

Por tanto, y como conclusión:

  • Respeto: los bebés son personas pequeñas que se merecen el mismo respeto que cualquier adulto, con lo cual lo que no te gustaría que te hiciesen a ti, no se lo hagas a tu hijo.
  • Llanto: los bebés lloran para comunicarse con sus padres y debemos aprender a entender su lenguaje, y no a percibirlo como un capricho.
  • Contacto y brazos: nuestros hijos al igual que todos los seres humanos necesitan calor, contacto y ser llevados en brazos, es una verdadera necesidad para ellos.
  • Porteo ergonómico: siempre con información real y contrastada, y si es necesario con la ayuda de una asesora de porteo que nos enseñe a utilizar el más adecuado para cada familia y para cada caso concreto.
  • Recuperación tras el parto: siempre bajo supervisión médica y mirando cada caso de forma individual, no todos los cuerpos se recuperan ni reaccionan igual ante un mismo acontecimiento.
  • Lactancia materna: se puede realizar en cualquier lugar. Para ello la madre ha de tener la información adecuada, apoyo, seguridad y confianza en ella misma y en su bebé.

Cada madre, cada familia con la información en la mano es la que decide cómo quiere vivir su propia experiencia durante el embarazo, la maternidad y en la crianza de sus hijos. Como profesional de la maternidad me molesta mucho que no se transmitan todas las opciones, sino que se den datos a medias o por intereses económicos de marcas o patrocinadores.

Colaboraciones MMM
Este post ha sido escrito por una colaboradora puntual de Mujeres y Madres Magazine. Aquí os damos voz para que la vuestra llegue lejos. Si quieres colaborar con nosotras escríbenos a: hola@mujeresymadresmagazine.com
RELATED ARTICLES

23 COMENTARIOS

  1. me encanta el post, personalmente no creo que lo haga ella en su casa.. por hacer audiencia son capaces de llegar a esto

    • Gracias Raquel!! Opino como tu que en casa seguramente no lo usarían y por tanto deben pensar en la repercusión que pueda traer más allá de la audiencia o intereses económicos y realmente dar buena información para que cada uno tome sus decisiones. Para crear audiencia o reírse hay muchos temas para poder abordar.

  2. Deberían tener cuidado con lo que muestran en un programa de tanta audiencia. Yo me quedé muerta cuando vi la foto de como portea a su hijo y según fue avanzando su sección la cosa iba a peor.
    Por lo visto han dejado un montón de mensajes al fb del programa y han borrado algunos. Me parece vergonzoso, la verdad
    Me ha gustado mucho el post!!

  3. Y tambien hay bebes que prefieren la cuna a ser cargados. Asi es mi hija ella siempre que la cargas se te escurre desde que nacio ya era asi en el hospital nadie lograba cargarla porque era escurridiza pero no era para nada llorona y ella es muy feliz en su cunita. por mas que la pongas en mil posiciones ella no es bebe de brazos asi que NO generalizen no todos los bebes son asi. El contacto entre madre e hijo puede ser de muchas maneras como la mia no le gustaba que la cargaran pues entonces la acostaba junto a mi y le acariciaba su cabecita o le tallaba la espalda, o le cantaba canciones porque hay miles de maneras de dar cariño.

    • Hola Gisela, como dices hay bebés que no les gusta ir en brazos o en portabebés, pero eso es algo que tu como madre has ido descubriendo al conocer y escuchar a tu bebé, que es de lo que se trata, de conectar con ellos y disfrutar la maternidad sintiéndose bien madre e hijo. Como tu dices el contacto entre madre e hijo puede ser de muchas maneras y lo importante es disfrutar de lo que a vosotras os guste y os haga sentir bien, un saludo!!

  4. Yo estoy muy molesta con toda la info que esta persona da en un programa que ve mucha gente. Porque denigra no solo al bebé si no a la madre. Porque dice lo que ella hace como si eso fuera lo mejor, sin ni siquiera contrastar lo mejor para el bebé. Justo estoy preparando una entrada sobre el tema.

    Saludos y muy buen post.

    • Gracias Mami Reciente, creo que estamos todas de acuerdo precisamente en eso, en la falta de contrastar información y más cuando llegas a tantas madres que quizás no se hayan informado o no busquen o contrasten esa información. Cuando escribas, compartelo y así a ver si entre todas conseguimos que algo cambie, un saludo!!

  5. Gracias por este post. Al final las todo el trabajo de información y difusión que se hace sobre el porteo, la lactancia o la crianza se va al garete por cinco minutos de una tipa diciendo gilipolleces en prime time, es una pena 🙁

    • Gracias Anabel y V, cada vez más familias se informan y buscan otras opciones pero aún así gracias a secciones como esta hacen que el trabajo del resto se vea menos, un saludo!!

  6. Muy de acuerdo con este post. De Pilar Rubio y de «El hormiguero» no hablo porque ya se ha dicho todo…

  7. Hola!!
    Podrías recomendar portabebes ergonómicos?
    Según algunas marcas buenas como babybjorn es seguro llevarlo hacia delante. Me podrías dar tu opinión, pues así lo llevó pensando que es lo mejor para mi bebé

  8. Se quedaría a gusto la criatura con toda esta parafernalia. Pues ahí está, a punto de tener al segundo y ya pensando en el tercero, sin querer tomarse ni una semana de baja por maternidad. ¿Cómo disfruta esta gente de sus criaturas? Lo de la colgona es un horror, aunque la imagen de la adulta en esa pose me ha dejado para el arrastre. Y lo de que las madres no se ponen en forma por quedarse en casa dando el pecho… yo soy una grda hecha y derecha, pero mi teta ha visto más calle y más mundo que muchas otras partes de mi cuerpo. Eso es una excusa malísima, o un gran desconocimiento por su parte.

    • Hola Planeando ser padres, gracias por tu comentario. Precisamente la idea de compartir la imagen de Amaya Hansen es porque es muy visual y si a ti te deja para el arrastre te puedes hacer una idea de cómo se sienten los bebés en ella. ES una forma de poder acercar al lector a las emociones y sensaciones que se pueden sentir viéndolo como adulto. Enhorabuena por tu lactancia!! Hay todavía mucho que hacer para llegar a normalizar la lactancia en público ya que todavía es algo que no todo el mundo ve bien, por ello estos comentarios que hace Pilar no ayudan mucho la verdad. Un saludo!!

Comments are closed.

Most Popular

Recent Comments

María L. Fernández on Problemas maternales del primer mundo
Alejandra deF on ¿Eres supersticiosa?
Alma Rosa Calderón Herrera on ¿Tute gratuito? ¡No, gracias!
Juan Luis on Odio Star Wars
María L. Fernández on Mis 10 blogs de cocina IMPRESCINDIBLES
Irene on A veces grito
Silvia - Mimette.com on Mis zapatos depilados, gracias
Ana (Pequeña Hormiguita) on Corresponsabilidad esa gran desconocida
La loca del Pelo Gris on Encorsetar a una hija (escoliosis)
Anya on Verano ¡ven!
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Cata de mamatambiensabe on ¿Por qué tenemos miedo al feminismo?
Natalia Martín on iMMMprescindibles de abril
Emmanuel rivera on Odio Star Wars
marisa, la estresada on iMMMprescindibles de abril
Maria José on Esas costumbres molestas
Natalia Martín on ¿Tú no tienes papá, mamá?
Omar on Odio Star Wars
Limonerías on Londres, de niño a niño
Natalia Martín on Cariño, ¿te gusta tu escroto?
Madreexilio on Educar sin género
Sara Palacios on Música para follar
Maria José on Música para follar
Violeta Rodríguez Fotografía on Ama, vive y come
Marta on Ama, vive y come
Natalia Martín on Ama, vive y come
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Julieth montaña on La frustración y la maternidad
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
marisa, la estresada on Nuevo año o vida nueva
Ruth de Rioja on ¡Feliz 2017!
anya on ¡Feliz 2017!
Limonerías on Inocentadas de bombero
marisa, la estresada on Inocentadas de bombero
Susana on Querido Fassbender
Sofia Sanchez peña on Sobrevivir a la Navidad en familia
Limonerías on El juguete de tu infancia
Epaminondas on Hablemos de princesas
Alejandra deF on ¿Eres puta o princesa?
Ana Guillén on Agendas bonitas para 2017
Noelia - Golosi on Agendas bonitas para 2017
Sara Palacios on Tu juego de mesa favorito
Juegos de mesa Addicted on Tu juego de mesa favorito
marisa, la estresada on Tu leyenda urbana favorita
La maternidad de Krika en Suiza on Tu leyenda urbana favorita
Paola Velázquez on El segundo hijo o el segundón
Verónica Reng on El segundo hijo o el segundón
Natalia Martín on El segundo hijo o el segundón
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
AniPatagonia on Todos somos Chenoa
Johanna Arco on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Noelia - Golosi on Todos somos Chenoa
Ana [Mi mama es asesora de lactancia] on Tu nombre de pueblo favorito
Limonerías on Mi luna de miel
anya on Mi luna de miel
Limonerías on Tu juego de mesa favorito
Laura Arceo on Homeopatía y caries
Marisa, la estresada on La llamaron «loca»
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Alfonso de Lozar on Asúmelo… ¡eres tu madre!
Vestidos para bautizos on De tutús, pelucas y masculinidad
Aprendemos con mamá on Cerrar etapas para…¿abrir otras?
Sara Palacios on Mujeres y libertad
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Johanna Arco on Mujeres que son historia
Virginia A. C. on Mujeres que son historia
Sónia Cristina Relvas Luciano on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Mujeres que son historia
Jess vaquero cuervo on Mujeres que son historia
Patricia Barreiro on Mujeres que son historia
Lupe Soria on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Por qué me gusta Peppa Pig
Marisa, la estresada on Río 2016: olimpiadas y machismo
Natalia Martín on Visitar Valencia este verano
rosi marugan on Ser madre y opositar
Sari - Hechizos de Amor on Tácticas amorosas: el tira y afloja
Julia Martín on Montessori para novatos
Sara Palacios on La fiebre de las minicasas
Immi on Extranjera eres
Marisa, la estresada on Extranjera eres
Raquel on Extranjera eres
Laura on Extranjera eres
Esther on Extranjera eres
madrexilio on Extranjera eres
Limonerías on La vieja que quiero ser
Marta García on 7 días sin beber coca-cola
anya on Tengo cursitis
Noelia - Golosi on ¿Hacemos la tortuga?
Noelia - Golosi on Talentos ocultos
notengowhatsapp on Queridas madres del Whatsapp
Marta Capella on Queridas madres del Whatsapp
Alejandra deF on Queridas madres del Whatsapp
Sara Palacios on Queridas madres del Whatsapp
María José on Eres viejuno
La Sonrisa de Mini Yo on No quiero morirme sin visitar…
Limonerías on Eres viejuno
Natalia Martín on Eres viejuno
Noelia - Golosi on El profesor de balonmano
Limonerías on Yo también soy gay
La Sonrisa de Mini Yo on Cómo destrozar Grease
Bobyshaftoe on Cómo destrozar Grease
Natalia Martín on Cómo destrozar Grease
marisa, la estresada on Querido Marido 1.0
Noelia - Golosi on El chico perfecto tendría…
María trinidad espinosa guirao on No, esa frase ya no se dice
Padres en pañales (@Padresenpanales) on El lado Wonderful / Puterful de las cosas. Tú eliges
Mamagnomo on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sandristica on Querido Fassbender
Natalia Martín on Querido Fassbender
Vidas_pixeladas Carla on ¡Maldito Mickey Mouse!
marisa, la estresada on ¡Maldito Mickey Mouse!
Verónica Reng on Calladita estás más guapa
Noelia - Golosi on Calladita estás más guapa
cata de mamatambiensabe on 12 cosas que adoro de ser autónoma
Ana - Querubino on Calladita estás más guapa
Carmen on ¡Adoro Divinity!
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Claves para elegir un buen regalo para un recién nacido
MamaCloud on 7 días sin enfadarme
Limonerías on 7 días sin enfadarme
madre estresada on Cosas que me irritan…
Mónica de Objetivo Tutti Frutti y Blogger Paso a Paso on 7 días sin tomar azúcar ni harinas
Auxi on A veces grito
Teresa - El Rincón del Peque on A veces grito
Daniells on A veces grito
Lorena on A veces grito
VANESA ALONSO CIMAS on A veces grito
Natalia Martín on A veces grito
Carol on A veces grito
Carmen Abián on Confesando mi adicción
Sandristica on Confesando mi adicción
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Así viví #elVermmmut
Madre Exilio (@Madrexilio) on Así viví #elVermmmut
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
María on Ladrones de tiempo
Alejandra deF on Hay amores que matan…
Cata de mamatambiensabe on Ladrones de tiempo
Eduardo Muñoz on Micromachismos intolerables
Sandristica on Cómo volverle loco
Vyacheslav Dudkin on Las Monas de Pascua más feas
Chica Perika on Dale a tu cuerpo alegría
Natalia Martín on Dale a tu cuerpo alegría
Mamá Resiliente (@MamaResiliente) on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerp