miércoles, mayo 18, 2022
InicioEl VermutLa gente me mira raro cuando...

La gente me mira raro cuando…

¿No os ha pasado nunca? Ese momento en el que haces o comentas algo que para ti es completamente normal y la gente te mira raro. Te preguntas por qué, pero la mayor parte de las veces ni lo entiendes. Pues eso es algo que a las chicas de la redacción nos ocurre a menudo y nos pasa con cosas de lo más variopinto.

La gente me mira raro cuando… (¿por qué te miran raro a ti?)

… les sorprendo con un dato chorras (Sara)

nerd

Ya os he contado alguna vez que me llaman Saripedia. La gente se cree que sé muchísimo de casi todo pero no es así. Tengo lo que yo llamo “cultura Trivial” porque soy fantástica para recordar todo tipo de datos absurdos e innecesarios: parece que sé mucho más de lo que es en realidad. No soy especialista en nada, pero sé un poquito de muchas cosas. Y es que estoy constantemente buscando cosas para satisfacer mi curiosidad. Veo la tele con la IMBD y la wikipedia al lado y estoy constantemente informándome de cosas.

Y sí, me miran raro. Muy raro.

… cuando sé que canción está sonando (María Jardón)

Es un niño pero podría ser yo perfectamente dándolo todo...
Es un niño pero podría ser yo perfectamente dándolo todo…

Entre mi grupo de amigos me conocían como “La gramola” me sé o sabía ( porque reconozco que desde que tuve hijos la cosa ha cambiado un poco, ya no salgo tanto como antes y en mi coche se escucha más Pica-Pica y Cantajuegos que otra cosa) todas las canciones que te puedas imaginar, principalmente en castellano que ya sabéis que yo soy muy de Alejandro Sanz y pop español. Era sonar unos acordes y ponerme a cantar, porque esa es otra, soy de las que si estoy hablando contigo pero suena una canción que me encanta no puede dejar de escucharla, disfrutarla y cantarla.

… cuando digo que no me gusta la cerveza (Merak)

cerveza

Pero cuando digo que no me gusta es que no me gusta nadita, nadita. Ni mojar los labios puedo. Ni la cerveza, ni el vino. Y ya me fastidia a mí, que parece que beber cerveza bien fresquita en un día de calor es poco más que orgásmico. Pero yo no puedo. Me repele su sabor. Así que a mí, dejadme con mi coca-cola y toda la Estrella Galicia para vosotros.

… se enteran de que mi trabajo tiene que ver con las….TETAS (Pilar)

Pilar_bartola

Hay un momento muy gracioso cuando me presentan alguien y es cuando me preguntan a qué me dedico.

Mi yo travieso tiene muchas ganas de decir “me dedico a las tetas” pero si no tengo mucha confianza o estoy en una reunión digamos seria sólo explico que trabajo online haciendo formación a distancia. Mucha gente no se queda conforme con esta respuesta y sigue indagando “¿cursos online de qué?” y claro, ahí ya lo tengo que soltar “de lactancia materna… de tetas vamos” :).

Después de eso siempre hay risas nerviosas y miradas alucinadas, lo que además de divertido me demuestra que tenemos mucho trabajo por hacer para normalizar la lactancia materna en la sociedad.

… se enteran de que llevo con mi marido desde los 17 años (Nat)

me miran raro cuando

La cara es siempre de sorpresa o incluso de pena. ¿Desde los 17?, ¿en serio? Algunos incluso que me han llegado a decir que me he perdido media vida, que qué locura, que no he disfrutado de nada… Sé que hoy en día puede resultar raro que tu primer novio, ese que te echaste con solo 17 de años, se haya convertido en el padre de tus hijas; y que casi 20 años después siga siendo tu compañero de viaje, pero en mi caso así es. Y muy orgullosa lo digo. Y os puedo asegurar que no tengo ni la más mínima sensación de haberme perdido nada, sino más bien todo lo contrario.

… afirmo que no me gusta mi profesión (Núria)

architect-documents

Muchos no entienden. A ellos les parece una profesión muy chuli (igual que me lo pareció a mí un día, desde fuera). Bastantes intentan convencerme de lo contrario, lo cual es francamente gracioso. Alguno hasta me ha encontrado un puesto de trabajo, que yo voy y acepto para ver si consiguen entre todos rehabilitarme. La mayoría me cree una ilusa, por seguir soñando con caminos nuevos pero yo no pierdo la esperanza porque no hay nada más estimulante que ser por siempre novata. 🙂

Imágenes: Pixabay/Pexels

Equipo MMM
Equipo MMM
Las chicas de la redacción de Mujeres y Madres Magazine contando sus cosas. Nos gusta compartir lo que pensamos.
RELATED ARTICLES

5 COMENTARIOS

  1. Estoy de acuerdo con MERAK, no me gusta nada, nada, la cerveza ni nada que tenga alcohol. Ya se que soy una rara, pero que le vamos a hacer!!. Ah! y al igual que Nat, llevo con mi marido desde los 16 años y tengo 66 años!! a ver quién da más, jajaja. Y también encantada. Bsts.

  2. A mi me miran raro cuando digo que conocí a mi marido jugando al trivial por internet y que encima nos llevamos casi 12 años…
    A veces lo hablamos, que ni nos imaginabamos todo lo que nos separaría la vida ?

  3. a mi me pasa igual me miran obnibus calle lugares publicos en todo lugar gente ignorante como si vieran a una persona recien llegada del planeta lo normal de una mirada es 2 a 3 segundos nada mas horas no es normal es anormal y eso crea ignorancia yo geberalmente ante estas situaciones ignoro alos ignorantes que son la gente llaman la atencion buscan algo ahi por eso miran mucho y eso es molestoso al menos para mi y crea ignorancia cuando se genera y se trata a este tipo de gebte es ignorar eso gebera falta de respeto tanto para el que lo emite y recibe hay muchas personas de este tipo que asisten a misa van a vistar a dios padre escuchan su palabra pero no lo practican lo primero que hacen geberab ignorancia y lo mas bajo ante el projimo porque sea como sea las personas tienen defectos nadie puede obligar a nadie hacer como quieren ser cada uno es libre de eligir sus caminos sin juzgar y mirar con respeto dios dijo ama ak projimo no juzges cambiando de tema yo por lo geberak sigo mi camino no miro a nadie ni a ignirantes que me rodean basta que vaya a donde tenga que ir nada mas solo confio en mi misma no en nadie mas y en dios el resto que se vaya al diablo con su ignorancia que se pudran con ella basta que la familia y dios es importante para mi nada mas el resto ni me importa por ultimo si hay ignorancia presente en todo lugar publico calle obnibus lugares centricos crea ignoranvia no hay respeto ni solidaridad porque el ignirante crea ignorancia y crea idiotes

Los comentarios están cerrados.

Most Popular

Recent Comments

María L. Fernández on Problemas maternales del primer mundo
Alejandra deF on ¿Eres supersticiosa?
Alma Rosa Calderón Herrera on ¿Tute gratuito? ¡No, gracias!
Juan Luis on Odio Star Wars
María L. Fernández on Mis 10 blogs de cocina IMPRESCINDIBLES
Irene on A veces grito
Silvia - Mimette.com on Mis zapatos depilados, gracias
Ana (Pequeña Hormiguita) on Corresponsabilidad esa gran desconocida
La loca del Pelo Gris on Encorsetar a una hija (escoliosis)
Anya on Verano ¡ven!
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Cata de mamatambiensabe on ¿Por qué tenemos miedo al feminismo?
Natalia Martín on iMMMprescindibles de abril
Emmanuel rivera on Odio Star Wars
marisa, la estresada on iMMMprescindibles de abril
Maria José on Esas costumbres molestas
Natalia Martín on ¿Tú no tienes papá, mamá?
Omar on Odio Star Wars
Limonerías on Londres, de niño a niño
Natalia Martín on Cariño, ¿te gusta tu escroto?
Madreexilio on Educar sin género
Sara Palacios on Música para follar
Maria José on Música para follar
Violeta Rodríguez Fotografía on Ama, vive y come
Marta on Ama, vive y come
Natalia Martín on Ama, vive y come
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Julieth montaña on La frustración y la maternidad
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
marisa, la estresada on Nuevo año o vida nueva
Ruth de Rioja on ¡Feliz 2017!
anya on ¡Feliz 2017!
Limonerías on Inocentadas de bombero
marisa, la estresada on Inocentadas de bombero
Susana on Querido Fassbender
Sofia Sanchez peña on Sobrevivir a la Navidad en familia
Limonerías on El juguete de tu infancia
Epaminondas on Hablemos de princesas
Alejandra deF on ¿Eres puta o princesa?
Ana Guillén on Agendas bonitas para 2017
Noelia - Golosi on Agendas bonitas para 2017
Sara Palacios on Tu juego de mesa favorito
Juegos de mesa Addicted on Tu juego de mesa favorito
marisa, la estresada on Tu leyenda urbana favorita
La maternidad de Krika en Suiza on Tu leyenda urbana favorita
Paola Velázquez on El segundo hijo o el segundón
Verónica Reng on El segundo hijo o el segundón
Natalia Martín on El segundo hijo o el segundón
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
AniPatagonia on Todos somos Chenoa
Johanna Arco on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Noelia - Golosi on Todos somos Chenoa
Ana [Mi mama es asesora de lactancia] on Tu nombre de pueblo favorito
Limonerías on Mi luna de miel
anya on Mi luna de miel
Limonerías on Tu juego de mesa favorito
Laura Arceo on Homeopatía y caries
Marisa, la estresada on La llamaron “loca”
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Alfonso de Lozar on Asúmelo… ¡eres tu madre!
Vestidos para bautizos on De tutús, pelucas y masculinidad
Aprendemos con mamá on Cerrar etapas para…¿abrir otras?
Sara Palacios on Mujeres y libertad
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Johanna Arco on Mujeres que son historia
Virginia A. C. on Mujeres que son historia
Sónia Cristina Relvas Luciano on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Mujeres que son historia
Jess vaquero cuervo on Mujeres que son historia
Patricia Barreiro on Mujeres que son historia
Lupe Soria on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Por qué me gusta Peppa Pig
Marisa, la estresada on Río 2016: olimpiadas y machismo
Natalia Martín on Visitar Valencia este verano
rosi marugan on Ser madre y opositar
Sari - Hechizos de Amor on Tácticas amorosas: el tira y afloja
Julia Martín on Montessori para novatos
Sara Palacios on La fiebre de las minicasas
Immi on Extranjera eres
Marisa, la estresada on Extranjera eres
Raquel on Extranjera eres
Laura on Extranjera eres
Esther on Extranjera eres
madrexilio on Extranjera eres
Limonerías on La vieja que quiero ser
Marta García on 7 días sin beber coca-cola
anya on Tengo cursitis
Noelia - Golosi on ¿Hacemos la tortuga?
Noelia - Golosi on Talentos ocultos
notengowhatsapp on Queridas madres del Whatsapp
Marta Capella on Queridas madres del Whatsapp
Alejandra deF on Queridas madres del Whatsapp
Sara Palacios on Queridas madres del Whatsapp
María José on Eres viejuno
La Sonrisa de Mini Yo on No quiero morirme sin visitar…
Limonerías on Eres viejuno
Natalia Martín on Eres viejuno
Noelia - Golosi on El profesor de balonmano
Limonerías on Yo también soy gay
La Sonrisa de Mini Yo on Cómo destrozar Grease
Bobyshaftoe on Cómo destrozar Grease
Natalia Martín on Cómo destrozar Grease
marisa, la estresada on Querido Marido 1.0
Noelia - Golosi on El chico perfecto tendría…
María trinidad espinosa guirao on No, esa frase ya no se dice
Padres en pañales (@Padresenpanales) on El lado Wonderful / Puterful de las cosas. Tú eliges
Mamagnomo on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sandristica on Querido Fassbender
Natalia Martín on Querido Fassbender
Vidas_pixeladas Carla on ¡Maldito Mickey Mouse!
marisa, la estresada on ¡Maldito Mickey Mouse!
Verónica Reng on Calladita estás más guapa
Noelia - Golosi on Calladita estás más guapa
cata de mamatambiensabe on 12 cosas que adoro de ser autónoma
Ana - Querubino on Calladita estás más guapa
Carmen on ¡Adoro Divinity!
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Claves para elegir un buen regalo para un recién nacido
MamaCloud on 7 días sin enfadarme
Limonerías on 7 días sin enfadarme
madre estresada on Cosas que me irritan…
Mónica de Objetivo Tutti Frutti y Blogger Paso a Paso on 7 días sin tomar azúcar ni harinas
Auxi on A veces grito
Teresa - El Rincón del Peque on A veces grito
Daniells on A veces grito
Lorena on A veces grito
VANESA ALONSO CIMAS on A veces grito
Natalia Martín on A veces grito
Carol on A veces grito
Carmen Abián on Confesando mi adicción
Sandristica on Confesando mi adicción
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Así viví #elVermmmut
Madre Exilio (@Madrexilio) on Así viví #elVermmmut
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
María on Ladrones de tiempo
Alejandra deF on Hay amores que matan…
Cata de mamatambiensabe on Ladrones de tiempo
Eduardo Muñoz on Micromachismos intolerables
Sandristica on Cómo volverle loco
Vyacheslav Dudkin on Las Monas de Pascua más feas
Chica Perika on Dale a tu cuerpo alegría
Natalia Martín on Dale a tu cuerpo alegría
Mamá Resiliente (@MamaResiliente) on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
El espacio del bebé on Fantaseando… o quizá no
Cuestion de Madres on ¿Cómo comunicaste tu embarazo?
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Fantaseando… o quizá no
Noelia - Golosi on Modas ideales que vuelven.
anya on