domingo, mayo 15, 2022
InicioMujer ActualYo me masturbo. ¿Y tú?

Yo me masturbo. ¿Y tú?

Una semana más venimos con una colaboradora, que se asoma por nuestra ventana a poner voz a muchas de nosotras.

Hoy os presento a Vanesa Alonso:

“Mi nombre Vanesa Alonso, de profesión agente inmobiliario, de vocación madre y amante de la vida. Mi mayor tesoro mi familia y mis amigas, sin ellas no sería lo que soy, Inquieta, alegre, atrevida, divertida espontánea, puntual, exigente y con carácter. Mi mayor deseo, ver reír a los míos y hacer que este camino de la vida sea lo más divertido posible.”

Y sin más dilación..

“Bueno, aquí estoy hablando de algo que me encanta, algo sobre lo que siempre he querido escribir, algo que todo el mundo tenemos en común, algo que puede generar infinidad de placer pero también infinidad de frustración: el sexo.

El sexo es multifacético y las opiniones que genera pueden ser diversas y variadas, por eso quiero hacer este post desde el más profundo respeto, comprensión y aceptando todas las diferencias que tengáis.

No me ha sido fácil elegir el tema sobre el que voy a tratar hoy, hay tantos y todos dan para mucho, la verdad. Pero el afortunado ha sido… Yo me toco, yo me conozco, yo me masturbo. Sí, yo me masturbo, ¿y vosotras?

 Nosotras las mujeres, las mamás, no solemos hablar de si nos masturbamos o de cómo lo hacemos, eso es todo un desafío. ¿Alguna de vosotras duda de que un hombre se ha masturbado alguna vez? ¿Nos sorprendemos porque hablen de ello?  Pues no. Pero nosotras es otro tema, de hecho aunque te pregunten lo sueles negar y si no lo niegas evitas contestar.

La pregunta es: ¿por qué? ¿Por qué nos parece tan feo decir que nos masturbamos? Entiendo que hay un tema educativo, pero ¿tanto nos pesa? ¿Acaso crees que es poco fino que una chica hable de estas cosas? ¿Por qué este doble rasero? ¿Piensas permitir que siga prevaleciendo esa doble moral?

Imagen obtenida vía que.es
Imagen obtenida vía que.es

Tenlo claro, la masturbación nos permite conocernos a nosotras mismas y aprender a gozar de nuestros cuerpos, paso indispensable si queremos disfrutar de ellos en compañía de otra persona. ¿Cómo le vas a enseñar a tu amante qué te gusta si tú misma no lo tienes claro? Peor aún, ¿si no te crees con derecho a saber gozar de ti misma? Para disfrutar en pareja lo primero es conocerse a una misma, usar nuestros dedos y nuestra imaginación para escuchar y dar placer a nuestro cuerpo y nuestra mente.

De hecho, las mujeres podríamos  descubrir mucho de nuestro propio placer si nos masturbáramos más, incluso cuando tenemos pareja, pues es una manera de redescubrir  nuestras sensaciones, nuestras respuestas al placer y saber cada vez más y mejor, qué y cómo nos gusta.

Imagen vía http://www.parahoreca.com
Imagen vía http://www.parahoreca.com

Y es que a fin de cuentas, la masturbación es todo un arte. Para saber darle placer al otro, primero hay que saberlo dar a nosotras mismas y, como en el sexo, también tener imaginación.

Creo que no es ningún secreto que para los hombres es tremendamente excitante ver masturbarse a una mujer. El hecho de que una mujer se masturbe no quiere decir que no tenga pareja y es más, os recomiendo que dejéis a vuestra pareja que observe bien y tome nota de cómo disfrutáis con vosotras mismas. Seguro que cuando sea su turno habrá cogido buena nota. Dar rienda suelta a la imaginación y a la sensualidad siempre es positivo.

Y de este tema me quedo pensando en otro. ¿Decimos, confesamos, compartimos con nuestra pareja nuestros verdaderos deseos sexuales? ¿O en ocasiones fingimos lo que no es? Ahí lo dejo.”

Gracias Vanesa, esperaremos con ganas una continuación con el tema que nos planteas.

Colaboraciones MMM
Colaboraciones MMM
Este post ha sido escrito por una colaboradora puntual de Mujeres y Madres Magazine. Aquí os damos voz para que la vuestra llegue lejos. Si quieres colaborar con nosotras escríbenos a: hola@mujeresymadresmagazine.com
RELATED ARTICLES

26 COMENTARIOS

  1. Esto es poner el capote y lo demás bobadas….¡. A porta gayola y sin adornos…

    Pues bien, diré que comparto con Vanesa el hecho de que la sexualidad en sus distintas caras, no es un tema de conversación que con frecuencia compartan las mujeres (hablo desde mi experiencia) ni siquiera en las conversaciones más intimas, y las razones de esos silencios pueden ser desde educacionales, la falta de receptividad en otras iguales o la propia personalidad de una.

    Pero de igual modo tengo claro que menos aún hablan de su sexualidad los hombres, de cómo la disfrutan, la sufren o simplemente la viven. Ellos no pasan de vender sus hazañas sexuales, seguramente refiriéndose no a sus parejas sino a ligues del pasado, retroalimentando y tratando de superar alguna frustración que otra.

    Hombres y mujeres, en las conversaciones sobre sexo somos dos mundos diferentes. Pero que se hable que se hable….of course…¡

    Y ahora, que siga embistiendo otr@. Saludos.

    • Pau, lo primero decirte que me encanta que te guste y también decirte que comparto tu opinión referente a la sexualidad de los hombres…tema a tratar en breve!!

    • Cariño!!!! Muchas gracias por tus palabras, sabes que son importantes para mi. Te mando muchísimos besos.

  2. Un post muy interesante. Totalmente de acuerdo contigo; imposible explicarle a tu pareja lo que te gusta si tú no has experimentado antes. No obstante, mi experiencia en cuanto a hablarlo con libertad es distinta. Mi pareja (hombre) siempre ha tenido más reparos que yo para hablar de masturbación, consumo de porno o fantasía. Y estoy convencida de que es un tema que yo trato más veces y con más intimidad y profundidad con mis amigas que él con los suyos. En general me parece que la mujer se conoce más en este aspecto. Otra cosa es que sea un tema del que se hable sin tapujos en blogs o demás sitios así que felicidades por este post!

    • Muchas gracias Angeles! Y enhorabuena por esa complicidad y confianza con tu pareja, estoy segura que hace que los dos disfrutéis infinitamente más!!

      Un beso!!

  3. Todavía tenemos muchos tabúes las mujeres que debemos quitarnos de encima si queremos ser iguales hombres y mujeres y este es uno de ellos.
    Aún está mal visto que una mujer sepa darse placer y no digamos hablar libremente de ello. Y es una pena porque en una pareja se disfrutaría mucho más como bien dices. 😛

    • Eso creo yo. Imagino que sera educacional, que nuestras hijas avanzaran en el tema y espero que nosotras, mujeres actuales nos soltemos un poco mas y empecemos a tratar estos temas como lo que son, naturales.

      Me alegro de que te guste.

  4. Niña yo ando en el bando contrario (maternidad, lactancia y otras zarandajas). El sexo, ni conmigo misma. Oye, pero es cierto que en el mundo de las mujeres este es un tema súper tabú, mientras que para los hombres es el pan de cada día y nadie se sorprende.

    • jajaja la maternidad conlleva algunas consecuencias, (la mayoría mentales) pero aunque sea un parón temporal lo importante es conocerse y expresarlo cuando y con quien toque.

      Por cierto yo aun estoy con la lactancia!!

      Un besazo

  5. Pues es que es algo tan sano y saludable como salir a caminar, y mira tu por dónde… hasta ayuda a quemar calorías y contrarrestar las migrañas. Buen artículo.Y si… hay que salir del armario… para esto y otros tantos temas más.

  6. Yo tuve que hacer una exposición en mi clase e hice una encuesta para demostrar q era tabú que las mujeres dieran detalles sobre la masturbación (aunque fuese anónima). Sin embargo me sorprendió;el 70-80% afirmó q lo hacia frecuentemente. No se si fue por ser anónima o xq igual los del mundo sanitario (en este caso enfermeros) somos mas abiertos en ese tema. Sin embargo puedo decir q con mis amigas hablamos abiertamente del tema y mi pareja y yo tb. Creo que las cosas están cambiando 🙂

    • Cris ojalá y las cosas cambien! Que sea todo mas natural y que no se mire de manera diferente a una mujer por el echo de que hable de la masturbacion.

      Un beso!!

  7. Que realidad más triste, que sobre el mismo tema se vea distinto según al sexo que pertenezcas. Al fin y al cabo es lo mismo para todos.
    Como ha dicho alguna de las chicas, creo que los hombres son más de presumir que de contar como o que les gusta. Nosotras somos diferentes.
    Tengo unas amigas con la que hablo abiertamente de estas cosas. Recuerdo que el año pasado en las fiestas de aqui, hablando un poco de ello, había un grupo de chicos a nuestro lado y se quedaron con una cara escuchándonos que era de risa… En serio. Cada vez que me acuerdo de sus caras me entra la risa.
    Me ha gustado mucho el post. Saludos!! 😉

    • Maria comparto contigo, lo importante no es hablar mucho de ello, lo importante es hacerlo con naturalidad, conocerse y disfrutar, sola o en compañía.

      Gracias y un beso!

  8. Hola, buen post, a removernos!
    Dice un chiste-estadística que solo el 10% de las mujeres reconoce que se masturba. El 90% restante no sabía que “eso”que hacian, se llamara así!!!

    En fin, a mi en esto, como en todo, me gustaría mas naturalidad. Considero la sexualidad tanto en pareja como individual algo privado de lo que prefiero hablar poco, aunque ese poco sea sin complejos.

    De acuerdo contigo en que es imprescindible conocerse bien para disfrutar mejor.

    Saludos

  9. ¡Me ha encantado el texto, Vanesa! Cierto, directo y sin caminos secundarios. Eres muy valiente hablando tan claramente y sin tabúes de temas aún delicados (o al menos en nuestras mentes). Me quedo con ganas de leer más! Besos valenciana!

    • Gracias Zaida! me alegra mucho que te haya gustado!

      Espero que el siguiente supere tus expectativas!!

      Un besazo

  10. Estoy de acuerdo que este tema es más tabú para mujeres que para hombres y eso que con el cambio generacional debería ser más fácil y menos vergonzante pero creo que es la pescadilla que se muerde la cola pues me consideró una persona moderna ,asertiva he intento vivir en estos los tiempos que nos ha tocado (y no soy muy mayor 40 años) y si bien mi mujer y yo disfrutamos plenamente de nuestra sexualidad tanto solos o en pareja compartiendo el máximo y sin censura entre nosotros no veo como padre la forma idónea de instruir a mis hijas en estos lares ya que ellas mismas no nos piden ni opinión ni consejo.
    Supongo que todo el mundo se acerca este acto con sensaciones tan contradictorias como la excitación,la vergüenza,la culpa,el miedo a ser pillado y eso sin contar con lastres religiosos o tradicionales.Después cada uno desarrolla alguna de estas sensaciones para bien o para mal y es el freno o el acelerante de nuestras relaciones que en el caso de las mujeres suele ser lo q se llama arma de doble filo y prefieren quedarse en el limbo del silencio.Hay q reforzar el carácter y la autoestima ,dejar de bajar la cabeza y el falso rubor para entrar a saco con este tema y otros.
    Gracias.

Los comentarios están cerrados.

Most Popular

Recent Comments

María L. Fernández on Problemas maternales del primer mundo
Alejandra deF on ¿Eres supersticiosa?
Alma Rosa Calderón Herrera on ¿Tute gratuito? ¡No, gracias!
Juan Luis on Odio Star Wars
María L. Fernández on Mis 10 blogs de cocina IMPRESCINDIBLES
Irene on A veces grito
Silvia - Mimette.com on Mis zapatos depilados, gracias
Ana (Pequeña Hormiguita) on Corresponsabilidad esa gran desconocida
La loca del Pelo Gris on Encorsetar a una hija (escoliosis)
Anya on Verano ¡ven!
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Cata de mamatambiensabe on ¿Por qué tenemos miedo al feminismo?
Natalia Martín on iMMMprescindibles de abril
Emmanuel rivera on Odio Star Wars
marisa, la estresada on iMMMprescindibles de abril
Maria José on Esas costumbres molestas
Natalia Martín on ¿Tú no tienes papá, mamá?
Omar on Odio Star Wars
Limonerías on Londres, de niño a niño
Natalia Martín on Cariño, ¿te gusta tu escroto?
Madreexilio on Educar sin género
Sara Palacios on Música para follar
Maria José on Música para follar
Violeta Rodríguez Fotografía on Ama, vive y come
Marta on Ama, vive y come
Natalia Martín on Ama, vive y come
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Julieth montaña on La frustración y la maternidad
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
marisa, la estresada on Nuevo año o vida nueva
Ruth de Rioja on ¡Feliz 2017!
anya on ¡Feliz 2017!
Limonerías on Inocentadas de bombero
marisa, la estresada on Inocentadas de bombero
Susana on Querido Fassbender
Sofia Sanchez peña on Sobrevivir a la Navidad en familia
Limonerías on El juguete de tu infancia
Epaminondas on Hablemos de princesas
Alejandra deF on ¿Eres puta o princesa?
Ana Guillén on Agendas bonitas para 2017
Noelia - Golosi on Agendas bonitas para 2017
Sara Palacios on Tu juego de mesa favorito
Juegos de mesa Addicted on Tu juego de mesa favorito
marisa, la estresada on Tu leyenda urbana favorita
La maternidad de Krika en Suiza on Tu leyenda urbana favorita
Paola Velázquez on El segundo hijo o el segundón
Verónica Reng on El segundo hijo o el segundón
Natalia Martín on El segundo hijo o el segundón
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
AniPatagonia on Todos somos Chenoa
Johanna Arco on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Noelia - Golosi on Todos somos Chenoa
Ana [Mi mama es asesora de lactancia] on Tu nombre de pueblo favorito
Limonerías on Mi luna de miel
anya on Mi luna de miel
Limonerías on Tu juego de mesa favorito
Laura Arceo on Homeopatía y caries
Marisa, la estresada on La llamaron “loca”
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Alfonso de Lozar on Asúmelo… ¡eres tu madre!
Vestidos para bautizos on De tutús, pelucas y masculinidad
Aprendemos con mamá on Cerrar etapas para…¿abrir otras?
Sara Palacios on Mujeres y libertad
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Johanna Arco on Mujeres que son historia
Virginia A. C. on Mujeres que son historia
Sónia Cristina Relvas Luciano on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Mujeres que son historia
Jess vaquero cuervo on Mujeres que son historia
Patricia Barreiro on Mujeres que son historia
Lupe Soria on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Por qué me gusta Peppa Pig
Marisa, la estresada on Río 2016: olimpiadas y machismo
Natalia Martín on Visitar Valencia este verano
rosi marugan on Ser madre y opositar
Sari - Hechizos de Amor on Tácticas amorosas: el tira y afloja
Julia Martín on Montessori para novatos
Sara Palacios on La fiebre de las minicasas
Immi on Extranjera eres
Marisa, la estresada on Extranjera eres
Raquel on Extranjera eres
Laura on Extranjera eres
Esther on Extranjera eres
madrexilio on Extranjera eres
Limonerías on La vieja que quiero ser
Marta García on 7 días sin beber coca-cola
anya on Tengo cursitis
Noelia - Golosi on ¿Hacemos la tortuga?
Noelia - Golosi on Talentos ocultos
notengowhatsapp on Queridas madres del Whatsapp
Marta Capella on Queridas madres del Whatsapp
Alejandra deF on Queridas madres del Whatsapp
Sara Palacios on Queridas madres del Whatsapp
María José on Eres viejuno
La Sonrisa de Mini Yo on No quiero morirme sin visitar…
Limonerías on Eres viejuno
Natalia Martín on Eres viejuno
Noelia - Golosi on El profesor de balonmano
Limonerías on Yo también soy gay
La Sonrisa de Mini Yo on Cómo destrozar Grease
Bobyshaftoe on Cómo destrozar Grease
Natalia Martín on Cómo destrozar Grease
marisa, la estresada on Querido Marido 1.0
Noelia - Golosi on El chico perfecto tendría…
María trinidad espinosa guirao on No, esa frase ya no se dice
Padres en pañales (@Padresenpanales) on El lado Wonderful / Puterful de las cosas. Tú eliges
Mamagnomo on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sandristica on Querido Fassbender
Natalia Martín on Querido Fassbender
Vidas_pixeladas Carla on ¡Maldito Mickey Mouse!
marisa, la estresada on ¡Maldito Mickey Mouse!
Verónica Reng on Calladita estás más guapa
Noelia - Golosi on Calladita estás más guapa
cata de mamatambiensabe on 12 cosas que adoro de ser autónoma
Ana - Querubino on Calladita estás más guapa
Carmen on ¡Adoro Divinity!
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Claves para elegir un buen regalo para un recién nacido
MamaCloud on 7 días sin enfadarme
Limonerías on 7 días sin enfadarme
madre estresada on Cosas que me irritan…
Mónica de Objetivo Tutti Frutti y Blogger Paso a Paso on 7 días sin tomar azúcar ni harinas
Auxi on A veces grito
Teresa - El Rincón del Peque on A veces grito
Daniells on A veces grito
Lorena on A veces grito
VANESA ALONSO CIMAS on A veces grito
Natalia Martín on A veces grito
Carol on A veces grito
Carmen Abián on Confesando mi adicción
Sandristica on Confesando mi adicción
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Así viví #elVermmmut
Madre Exilio (@Madrexilio) on Así viví #elVermmmut
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
María on Ladrones de tiempo
Alejandra deF on Hay amores que matan…
Cata de mamatambiensabe on Ladrones de tiempo
Eduardo Muñoz on Micromachismos intolerables
Sandristica on Cómo volverle loco
Vyacheslav Dudkin on Las Monas de Pascua más feas
Chica Perika on Dale a tu cuerpo alegría
Natalia Martín on Dale a tu cuerpo alegría
Mamá Resiliente (@MamaResiliente) on Hija, tu cuerpo será tu prisión