lunes, diciembre 6, 2021
InicioFrikismoHarry Potter y el Legado Maldito

Harry Potter y el Legado Maldito

Supongo que nos pasó a todos los fans de Potter, ante la perspectiva de una nueva entrega de la saga Harry Potter yo también tuve miedo. Miedo de no reconocer a unos personajes que conozco muy bien, que han formado parte de mi vida durante muchos años, que revisito a menudo no sólo en los libros, sino también en las películas. Miedo de que la historia me resultara ajena, de que me costara seguirle el ritmo dado que se trata de una obra de teatro y no de una novela como el resto de las historias.

Supongo que es ese miedo común que viven los fans de Star Wars cada vez que sacan un largometraje nuevo, ese que les dice que lo acabarán adorando por algún motivo en concreto, pero que nunca ninguno superará a la trilogía original.

Eso es lo que nos pasa un poco a los fans de Potter.

Nos pasó con cada uno de los títulos que pudimos ver en pantalla grande. Ese miedo a que nos decepcionara, que fuera peor que la anterior. Nos pasa ahora, al esperar con ansiedad la adaptación de «Animales Fantásticos y dónde encontrarlos», de la que os dejo un adelanto. Y nos ha pasado ante la perspectiva de la llegada de un nuevo libro.

Como muchos otros fieles a Harry hicieron, mi libro quedó encargado en preventa. Y el día 27 recibí un correo que me avisaba de que al día siguiente lo tendría en casa. Dos días me ha durado la nueva entrega. Dos días que me han dejado con ganas de más, de mucho más, porque el universo de J. K. Rowling es tan envolvente que te hace sentir que formas parte de su familia.

Muchos fueron mis miedos. Y, sin embargo, os voy a contar por qué Harry Potter y el Legado Maldito los ha disipado todos.

harry-potter-legado-madilto_Griffyndor

El universo Potter

Como os comentaba más arriba, la nueva entrega se trata de una obra de teatro. Está inspirada en una historia de J. K. Rowling y ha sido supervisada por ella, pero no es ella quien la escribe directamente. Pues bien, no se nota. El universo Potter está ahí. Incluso la manera en que las cosas son narradas es muy similar a la de la autora original. Pasada la lectura de la primera página ya estás dentro, como siempre, inmersa en una historia que, aunque nueva, te resulta conocida.

Harry-Potter_legado-maldito_reencuentro

El reencuentro con los personajes

Como en las mejores historias, me he reencontrado con unos personajes a los que les tengo mucho cariño. Les he visto crecer, correr toda suerte de aventuras, salvar el mundo y hacerse mayores. Todo ello desde una posición privilegiada, no solo la del testigo, sino también conociendo, en muchas ocasiones, sus más íntimos pensamientos.

Esos personajes siguen estando aquí. De la misma manera que en el resto de los libros, reconozco cómo son y cuáles son sus sentimientos. Y lo más importante de todo, sus comportamientos parecen coherentes con los que conocimos. Ron sigue siendo un ganso, Hermione sigue siendo ultra responsable y Harry… Harry sigue dudando eternamente y necesitando a sus amigos para encontrar respuesta a sus preguntas.

Harry-Potter-legado-maldito_Callate

No muestra unas relaciones personales idílicas

Ni siquiera entre los personajes adultos, pero se hace especialmente fehaciente en la relación entre Harry su hijo Albus Severus.

Harry Potter no tuvo padres. Fue un niño criado por unos tíos consumidos por un secreto que se empeñaban en negar, que solo admitieron la existencia de la magia cuando no hubo más remedio y que, aún así, procuraban hacer como que no era real.

Con esos antecedentes, Harry no tiene un referente que le ayude en su tarea como padre. La herida emocional que su orfandad ha dejado en él es un hándicap en su paternidad. Además, Albus también es un niño muy especial, que sufre igual que su padre por no conseguir llegar a él. Esto tiene un papel importante en la trama.

Harry-Potter_legado-maldito_Snape

Engancha

Lo empiezas y no puedes dejarlo y eso es Harry Potter en estado puro.

Si eres tan amante de los libros como yo, estarás de acuerdo en que no hay nada mejor que tener entre tus manos un libro que te atrapa, de los que aprovechas cualquier pequeño rato para poder leer. Esos con los que te embobas y te bebes las páginas. El Legado Maldito es uno de ellos.

Harry-Potter_legado-maldito_Hagrid-Harry

No he echado nada de menos

Puede que este sea el resumen de todos los anteriores. Pese a haber leído siete libros, haber visto ocho películas, y tener un imaginario Harrypottense muy extenso no he tenido la sensación de que este libro no fuera lo mismo. No me ha faltado nada… bueno, puede que sí unas cuantas páginas más.
Y es que con Harry Potter siempre me pasa. No dejaría de leer.

Imagen destacada: Violeta Rodríguez / Gifs: vía Giphy.

Let B. Díazhttp://estonoescomomelocontaron.com/
Soy Leticia la mamá de Ojazos desde 2013, mujer desde 1978. Siempre corriendo y con mil cosas en la cabeza para hacer pero con poco tiempo para llevarlas a cabo. Escribo en Esto no es como me lo contaron y Las Letras de Let porque es lo que más me gusta hacer en el mundo. Activa, habladora y comprometida, cabezota y risueña vivo en una permanente contradicción. Necesito contar las cosas que me pasan para que no se me enquisten en alma.
RELATED ARTICLES

9 COMENTARIOS

  1. En serio?! Pues si estaba decidida, ahora mucho más.
    Soy HarryPottermaníaca. No me considero fan de ninguna saga pero Harry Potter me enganchó desde el primer libro.
    Estaba esperando a ver qué leía del libro y me has convencido. Gracia!

  2. Qué tendrá esta saga que engancha por igual a grandes y pequeños… teniendo a una fan total en casa y todos los libros y todas las películas al alcance de mi mano, creo que me voy a tener que rendir a la evidencia de que me lo tengo que leer!!!
    ¡¡Muy buen post amiga!!

Comments are closed.

Most Popular

Recent Comments

María L. Fernández on Problemas maternales del primer mundo
Alejandra deF on ¿Eres supersticiosa?
Alma Rosa Calderón Herrera on ¿Tute gratuito? ¡No, gracias!
Juan Luis on Odio Star Wars
María L. Fernández on Mis 10 blogs de cocina IMPRESCINDIBLES
Irene on A veces grito
Silvia - Mimette.com on Mis zapatos depilados, gracias
Ana (Pequeña Hormiguita) on Corresponsabilidad esa gran desconocida
La loca del Pelo Gris on Encorsetar a una hija (escoliosis)
Anya on Verano ¡ven!
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Cata de mamatambiensabe on ¿Por qué tenemos miedo al feminismo?
Natalia Martín on iMMMprescindibles de abril
Emmanuel rivera on Odio Star Wars
marisa, la estresada on iMMMprescindibles de abril
Maria José on Esas costumbres molestas
Natalia Martín on ¿Tú no tienes papá, mamá?
Omar on Odio Star Wars
Limonerías on Londres, de niño a niño
Natalia Martín on Cariño, ¿te gusta tu escroto?
Madreexilio on Educar sin género
Sara Palacios on Música para follar
Maria José on Música para follar
Violeta Rodríguez Fotografía on Ama, vive y come
Marta on Ama, vive y come
Natalia Martín on Ama, vive y come
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Julieth montaña on La frustración y la maternidad
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
marisa, la estresada on Nuevo año o vida nueva
Ruth de Rioja on ¡Feliz 2017!
anya on ¡Feliz 2017!
Limonerías on Inocentadas de bombero
marisa, la estresada on Inocentadas de bombero
Susana on Querido Fassbender
Sofia Sanchez peña on Sobrevivir a la Navidad en familia
Limonerías on El juguete de tu infancia
Epaminondas on Hablemos de princesas
Alejandra deF on ¿Eres puta o princesa?
Ana Guillén on Agendas bonitas para 2017
Noelia - Golosi on Agendas bonitas para 2017
Sara Palacios on Tu juego de mesa favorito
Juegos de mesa Addicted on Tu juego de mesa favorito
marisa, la estresada on Tu leyenda urbana favorita
La maternidad de Krika en Suiza on Tu leyenda urbana favorita
Paola Velázquez on El segundo hijo o el segundón
Verónica Reng on El segundo hijo o el segundón
Natalia Martín on El segundo hijo o el segundón
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
AniPatagonia on Todos somos Chenoa
Johanna Arco on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Noelia - Golosi on Todos somos Chenoa
Ana [Mi mama es asesora de lactancia] on Tu nombre de pueblo favorito
Limonerías on Mi luna de miel
anya on Mi luna de miel
Limonerías on Tu juego de mesa favorito
Laura Arceo on Homeopatía y caries
Marisa, la estresada on La llamaron «loca»
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Alfonso de Lozar on Asúmelo… ¡eres tu madre!
Vestidos para bautizos on De tutús, pelucas y masculinidad
Aprendemos con mamá on Cerrar etapas para…¿abrir otras?
Sara Palacios on Mujeres y libertad
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Johanna Arco on Mujeres que son historia
Virginia A. C. on Mujeres que son historia
Sónia Cristina Relvas Luciano on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Mujeres que son historia
Jess vaquero cuervo on Mujeres que son historia
Patricia Barreiro on Mujeres que son historia
Lupe Soria on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Por qué me gusta Peppa Pig
Marisa, la estresada on Río 2016: olimpiadas y machismo
Natalia Martín on Visitar Valencia este verano
rosi marugan on Ser madre y opositar
Sari - Hechizos de Amor on Tácticas amorosas: el tira y afloja
Julia Martín on Montessori para novatos
Sara Palacios on La fiebre de las minicasas
Immi on Extranjera eres
Marisa, la estresada on Extranjera eres
Raquel on Extranjera eres
Laura on Extranjera eres
Esther on Extranjera eres
madrexilio on Extranjera eres
Limonerías on La vieja que quiero ser
Marta García on 7 días sin beber coca-cola
anya on Tengo cursitis
Noelia - Golosi on ¿Hacemos la tortuga?
Noelia - Golosi on Talentos ocultos
notengowhatsapp on Queridas madres del Whatsapp
Marta Capella on Queridas madres del Whatsapp
Alejandra deF on Queridas madres del Whatsapp
Sara Palacios on Queridas madres del Whatsapp
María José on Eres viejuno
La Sonrisa de Mini Yo on No quiero morirme sin visitar…
Limonerías on Eres viejuno
Natalia Martín on Eres viejuno
Noelia - Golosi on El profesor de balonmano
Limonerías on Yo también soy gay
La Sonrisa de Mini Yo on Cómo destrozar Grease
Bobyshaftoe on Cómo destrozar Grease
Natalia Martín on Cómo destrozar Grease
marisa, la estresada on Querido Marido 1.0
Noelia - Golosi on El chico perfecto tendría…
María trinidad espinosa guirao on No, esa frase ya no se dice
Padres en pañales (@Padresenpanales) on El lado Wonderful / Puterful de las cosas. Tú eliges
Mamagnomo on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sandristica on Querido Fassbender
Natalia Martín on Querido Fassbender
Vidas_pixeladas Carla on ¡Maldito Mickey Mouse!
marisa, la estresada on ¡Maldito Mickey Mouse!
Verónica Reng on Calladita estás más guapa
Noelia - Golosi on Calladita estás más guapa
cata de mamatambiensabe on 12 cosas que adoro de ser autónoma
Ana - Querubino on Calladita estás más guapa
Carmen on ¡Adoro Divinity!
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Claves para elegir un buen regalo para un recién nacido
MamaCloud on 7 días sin enfadarme
Limonerías on 7 días sin enfadarme
madre estresada on Cosas que me irritan…
Mónica de Objetivo Tutti Frutti y Blogger Paso a Paso on 7 días sin tomar azúcar ni harinas
Auxi on A veces grito
Teresa - El Rincón del Peque on A veces grito
Daniells on A veces grito
Lorena on A veces grito
VANESA ALONSO CIMAS on A veces grito
Natalia Martín on A veces grito
Carol on A veces grito
Carmen Abián on Confesando mi adicción
Sandristica on Confesando mi adicción
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Así viví #elVermmmut
Madre Exilio (@Madrexilio) on Así viví #elVermmmut
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
María on Ladrones de tiempo
Alejandra deF on Hay amores que matan…
Cata de mamatambiensabe on Ladrones de tiempo
Eduardo Muñoz on Micromachismos intolerables
Sandristica on Cómo volverle loco
Vyacheslav Dudkin on Las Monas de Pascua más feas
Chica Perika on Dale a tu cuerpo alegría
Natalia Martín on Dale a tu cuerpo alegría
Mamá Resiliente (@MamaResiliente) on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
El espacio del bebé on Fantaseando… o quizá no
Cuestion de Madres on ¿Cómo comunicaste tu embarazo?
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Fantaseando… o quizá no
Noelia - Golosi on Modas ideales que vuelven.
Johanna Arco on Modas ideales que vuelven.
marisa, la estresada on Adolescentes y Sexo
marisa, la estresada on Adolescentes y Sexo
marisa, la estresada on Adolescentes y Sexo
marisa, la estresada on Adolescentes y Sexo
marisa, la estresada on Adolescentes y Sexo
marisa, la estresada on Adolescentes y Sexo
marisa, la estresada on Adolescentes y Sexo