El ciberbullying, ¿cómo prevenirlo?

1

Por desgracia el acoso escolar o Bullying esta cada vez más a la orden del día, y es que los datos son muy preocupantes, un 9,3% de los niños españoles sufren o han sufrido algún episodio de este tipo. Si hablamos de ciberacoso el porcentaje baja hasta el 6,9% pero aún así, sigue siendo muy elevado.

Los niños de ahora tienen las cosas bastante más difíciles que los de antes al referirnos a estos temas y es que, a través del teléfono móvil o el ordenador, un niño puede seguir sufriendo ese acoso en su casa, no se limita sólo al colegio, sino que pueden enviarle mensajes y hacerle sentir acosado en la intimidad de su habitación, haciendo la situación mucho más insostenible y desesperante.

ciberbullying

Si nuestros hijos son muy jóvenes para poder navegar por internet, sepan utilizar bien el teléfono o no, o si es muy pronto para que lo tengan… estos son temas a los que los padres le damos muchas vueltas porque, entre otras cosas, sabemos que es un canal a través del cual los extraños pueden acceder a nuestros pequeños. Por eso, es muy importante que estén bien preparados cuando decidamos que es el momento de abrirles las puertas al mundo 2.0.

¿Como prevenir el ciberacoso?

Si ya es difícil darnos cuenta cuando nuestro hijos está sufriendo un caso de acoso en la escuela, cuando es a través de las redes se complica aún más… Por eso, es muy importante que tengamos algunas cosas en cuenta para poder prevenirlo.

ciberbullying2

  • La información: explícales a tus hijos los peligros de las nuevas tecnologías, cuéntales como deben utilizarlas y como deben actuar si reciben algún mensaje ofensivo. Como en la mayoría de los casos, la información es poder y cuanto más sepan del tema, mejor podrán enfrentarse a él y defenderse en caso de que sea necesario.
  • El diálogo: ya hemos hablado otras veces de la importancia del dialogo en la familia y en este caso no es menos. Habla con tus hijos, que te cuenten, que se sientan libres par compartir contigo cualquier problema que tengan. Unido al punto anterior, como habréis hablado de los peligros que entrañan las nuevas tecnologías, facilítale el tema si quiere hablar de ello y ¡escúchale!. Esto es quizá lo más importante, escúchale porque con cualquier pequeño matiz puede querer estar contándote algo.
  • Pon normas: tanto el móvil como el ordenador tienen que tener unas normas para su uso. No debemos despreocuparnos y dejarlo pasar. Los niños deben pasar un tiempo limitado con estos aparatos, no pueden “enchufarse” cuando quieran y donde quieran.
  • El móvil y el ordenador, siempre a la vista: unida a la anterior. El ordenador debe de estar en una estancia común, no en la habitación de los niños ya que esto les “quita” libertad y hace que tú puedas estar más al día de para qué lo utiliza. Con el teléfono pasa lo mismo aunque es más complicado. Debes establecer un periodo para utilizarlo y, a ser posible, que la mayoría del tiempo sea a la vista. Es decir, que no pueda llevarse el móvil a su habitación y estar hasta las tantas chateando desde la cama…
  • Apps de seguridad: instala aplicaciones o software de seguridad que cuenten con la opción de control parental, así podrás controlar cuando y cuanto tiempo pueden navegar por internet tus hijos y bloquear contenido como chats, foros o webs en las que no quieres que entren.
  • Conoce con quien interactúan: si le das importancia a los amigos con los que juega tu hijo en su día a día, también debes de dársela a los que trata a través de la red. Intenta estar al día y conocer sus relaciones en el entorno online.
  • La importancia del contenido: también debes fijarte especialmente en los archivos, fotos, vídeos, etc. que reciben tus hijos a través del móvil para vigilar que no reciban pornografía o contenidos violentos.

Por si todo esto no funciona, explicarles a tus hijos como deben actuar en caso de que sufran algún tipo de acoso a través de mensajes telefónicos o a través de las redes es básico. Diles que te lo cuenten y que no respondan a las provocaciones y, sobre todo, que se comporten en la red igual que lo harían en la vida real. Que no compartan lo que no compartirían con sus amigos y que no digan, lo que no dirían en persona. 

Imagenes: Pixabay.

Comparte
Artículo anteriorVecinos, ¿amor y odio?
Artículo siguientePost que nos han hecho reír

Soy periodista, Comunnity Manager y madre de dos pequeños terremotos. Me encantan las redes, escribir y compartir todo lo que se me pasa por la cabeza. No me dan miedo los retos, así que estoy deseando dejar salir mi parte más femenina para hablar sobre temas que nos interesan a las mujeres de hoy en día y, como no, deseando pasar un buen rato con vosotras.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Introduce tu comentario
Introduce aquí tu nombre