Cinco cosas imprescindibles si quieres convertirte en egoblogger

23
egoblogger
No todo el mundo tiene el arte que tenemos Walewska y yo para posar.

Las niñas ya no quieren ser princesas, quieren ser egobloggers porque ¿a quién no le gustaría ganarse la vida haciéndose fotos en la puerta de tu casa con las mejores ropas y disfrutar de las fiestas más exclusivas y de los viajes más molones? Deja de soñar con ser egoblogger porque Mujeres y Madres Magazine te va a dar las claves para conquistar el Olimpo.

1. Convence al mejor fotógrafo de tu entorno que tu misión hacia el egoestrellato es pan comido. Ninguna egoblogger llega a serlo sin su fotógrafo de cabecera, así que prioriza este punto sobre el resto. Puede ser una amiga, tu madre o tu novio/marido/love interest. Recuerda que su misión es tanto sacarte guapa como sujetarte el bolso en las fotos en las que te estás rascando la nuca.

2. Encuentra un marco incomparable que te sirva de comodín para hacer tus fotos: puede ser el portal de tu casa, la rampa de tu garaje, el gimnasio de Mariano di Vaio, ese descampado donde pronto van a poner una fuente porque con las elecciones ya se sabe que corre mucha prisa ponerlo todo muy bonito. Lucha por tu rincón y defiéndelo con uñas y dientes si otra egoblogger se acerca, tu descampado es tu seña de identidad, igual que el lunar de tu mejilla o el tatuaje con el símbolo de infinito que tienes en la muñeca.

3. Practica tus poses: ráscate la nuca, tuerce las rodillas, echa los hombros adelante y mete tripa. La belleza es un 90% de pose y un 10% de Photoshop. Y ya sabes lo caras que son las licencias de Photoshop.

4. Junta un número indecente de seguidores, siguiendo la máxima de “aquí todo vale”. Haz concursos, roba seguidores a tus competidoras egobloggers o líate con un famoso, no quiero mencionar a nadie, ¿verdad, Pelayo?

 

A photo posted by Pelayo Diaz (@princepelayo) on

5. ¡Prepárate a disfrutar! Una vez has conseguido superar todas estas pruebas solo te queda disfrutar, presentarte en todas las fiestas que puedas (recuerda: los cupcakes son muy 2012, ahora se llevan más los cakepops).

Si quieres saber si lo estás haciendo bien, creo que en el último barómetro lo que medían era la cantidad de marcas que te han invitado a Coachella en un año.

La foto que encabeza el post nos la hizo Violeta Rodríguez.

23 COMENTARIOS

  1. Oye pues liarse con un famoso suena bien, lo hablaré con mi marido y le diré que es por el bien del blog jaja! Hay algún catálogo de famosos disponibles? Quiero elegir antes de que otras egobloggers se pillen a los más monos! XD

  2. Es que con nuestro fotón todo lo que digas después deja de ser relevante. No sé como no nos ficha alguna marca, con lo remonas que salimos y el arte que tenemos para posar naturales a la par que sencillas

  3. Jajaja Maravilloso el momento pose (con rodillas de “niña malita”), pero me has matao con lo del descampado. Me las imagino marcando terrero echando gotitas de VIP de Carolina Herrera. XD

  4. Definitivamente ‘no cumplo ni un punto para egoblogger! Oye, y ese salero para posar desde luego que no lo consigue cualquiera. Y cuando se llega a ser ¿egoblogger? ¿Qué es lo que viene detrás?¿Existe la vida detrás de la foto?

  5. Creo que necesito el jardín de la Echevarría para las fotos… espera… ¡qué tengo una terraza! Vale, ya he localizado mi ambiente vital solo me queda construirme un personaje :p

  6. Con lo que me mola a mí un evento!!Yo tb quiero ser egoblogger!!Jajaja…Chungo lo veo porque cuando las ojeras no me llegan hasta las rodillas,es porque el pelo me tapa la cara [bueno, también puedo ser una egoblogger grunge (que no gótica!¿Siguen existiendo los grunges?)], y porque mis exteriores son mas bien interiores de barrio,jajajaj..Pero ala, todo es ponerse!!jajajaja…De donde saco yo un famoso??En fin….Genial la foto!!Y genial descubrirte!

    MIL BESOS!!!

  7. Gracias por tus tips, ahora si que puedo llegar a ser la egoblogger que tanto, tanto he soñado!!! jejejeje… lo de liarme con un famoso lo tengo complicado, ya sabes, eso de los affarires no es lo mío, que soy muy mala para fingir e inventarme coartadas y mentirillas… pero ya estoy intentando seducir a una tal Violeta, la conocéis verdad? ah… pues esa misma!. jejejeje… la verdad es que se tiene que tener un “cuero” para servir de esto, yo me partiría de risa en la primera pose… o igual, puedo generar una nueva tendencia, vé tu a saber…

DEJA UNA RESPUESTA

Introduce tu comentario
Introduce aquí tu nombre