Listado de Fugas

7

Hace poco más de 3 meses tuve mi primera crisis de ansiedad. Al menos la primera de la que he sido consciente. Desde ese momento, guiada por mi psicológa y por la enfermera de salud mental, me he centrado en varias cosas para recuperarme y salir fortalecida: conocer las causas,  intentar averiguar desde cuando mi cerebro estaba saturado y sobre todo, cerrar las fugas de energía que estoy teniendo.

listadofugas2
Nuestro cerebro, cuando está sometido a diferentes presiones (del ámbito personal, familiar, laboral…) se vuelve como una manguera vieja, que se llena de agujeros por los que se escapa el agua. El cerebro es el músculo que más energía consume de nuestro cuerpo. Trabaja a tope cuando estamos activos pero también cuando estamos pasivos, cuando descansamos o dormimos. La actividad cerebral supone el 20% de la energía corporal, aunque las mitocondrias cerebrales solo ocupen el 2% del total del volumen de nuestro cuerpo. Y esta energía puede escaparse de forma incontrolada.

Estas “fugas de energía” suponen, en muchos casos, que no podamos alcanzar determinados objetivos que nos marcamos en la vida. Llamamos “fuga de energía” a todas esas cosas que sabemos que tenemos que hacer y se van acumulando en nuestro día a día, un sinfín de actividades a realizar y que vamos procrastinando, dejando para otro momento, por falta de motivación o por un bloqueo cerebral (en esto estoy haciendo un máster)

En una de las últimas sesiones de coaching (sí, esto me lo he dejado en la lista), vimos una solución para estas “fugas de energía” que se acumulan cada día robándonos mucho tiempo en nuestros pensamientos, que hacen que nos desgastemos a nivel energético y terminemos el día sin pilas: el Listado de Fugas

  listadofugas1

La técnica del listado de fugas se utiliza para ser conscientes de que acciones estamos posponiendo y, sobretodo, que importancia le damos a estas acciones y su procrastinación. Porque seamos realistas: muchas veces nos hacemos autosabotaje para no realizar ciertas tareas

Para hacer un Listado de Fugas, tenemos que coger papel y lápiz y enumerar una por una todas esas cosas que tenemos pendientes desde hace mucho tiempo y sabemos que tenemos que hacer.  No te asustes si a primera vista te salen varias decenas, es normal si llevas mucho tiempo “dejando para mañana lo que puedes hacer hoy”. No hay que tener prisa por acabarlas pero si hay que marcarse un plan de priorización. A cada tarea vamos a darle una puntuación: si es importante y urgente, ponemos un 1; si es importante pero no urgente, ponemos un 2; si por el contrario, es urgente pero no le das mucha importancia, lo puntuamos con un 3; y por último, le daremos un 4 si no es ni importante ni urgente

Te darás cuenta, con el primer vistazo, de que las tareas que tienen una puntuación de 1 ó 3, tienen que ver con otras personas. Sin embargo, las tareas que tienen un 2, son las que tienen que ver con nosotros, con uno mismo. Y las del 4, esas son las que tienes que valorar primeramente: o delegas su realización en otra persona o las sacas de la lista. Al fin y al cabo, has dicho que no son urgentes y tampoco tienen importancia para tí. 

Vamos ahora a depurar la lista: las del 1, ponte a hacerlas ya mismo. No las dejes para mañana. Las del 2 hay que hacerlas en menos de una semana y las del 3 en este mes. Al finalizar el día mira tu lista y borra todas las que hayas realizado esa jornada y prémiate por haberlo conseguido. Antes de un mes habrás acabado con tus fugas de energía y tendrás mucha más fuerza para afrontar tu día a día.

7 COMENTARIOS

  1. Madre mía… en cuanto venga de llevar a los niños hago mi lista porque…. últimamente no me reconozco y mis fugas ya son de miles y miles… gracias por este post 😉

  2. Desde muy jovencita me di cuenta de cuanta energía se me iba en no completar tareas, y cuanto sueño, sin ser consciente de ello, me quitaba. Supongo que una acaba teniendo ataques de ansiedad que no sabe de donde vienen por ese motivo.

    Ahora cuando procrastino siempre me obligo a parar y pensar el motivo real de porque lo estoy haciendo. Hacer una lista como propones es una gran manera de ponerse a ello. A lo mejor no lo conseguimos el primer mes,pero en cuanto descubrimos el placer absoluto de terminar algo, todo empieza a ir rodado.

  3. Lo de fuga a mí se me hace hasta corto. Es como cuando Rajoy decía aquello de los hilillos de plastilina para referirse al vertido del Prestige. pues bien ¡creo que soy el Prestige en lo que a tirar energía se refiere!

DEJA UNA RESPUESTA

Introduce tu comentario
Introduce aquí tu nombre