lunes, mayo 16, 2022
InicioLifeStyleLos básicos de este otoño que no pueden faltar en tu armario

Los básicos de este otoño que no pueden faltar en tu armario

Si eres de las que aprovecharon el puente de la Hispanidad para hacer el cambio de armario, a estas alturas te habrás dado cuenta de que te falta algo para pasar estos meses que faltan hasta las rebajas. Como no está la crisis para comprar a tontas y a locas, hoy te propongo cuatro básicos de moda que te ayudarán a pasar los primeros fríos estando a la última sin necesidad de dejarte un gran presupuesto. Estas prendas no pueden faltar en tu armario.

Básicos del otoño que no pueden faltar en tu armario

cazadoras bikers

1.Una biker, ya sea de cuero de verdad o de lo que los modernos llaman cuero vegano, que viene siendo el plástico de toda la vida. Son calentitas y le quitan seriedad a cualquier look. Las que tenéis sobre estas líneas son de Mango (49,99€), ASOS (57,99€) y de Zara, que es la única de las tres que es de cuero de verdad (89,95€).

vestido denim

2.Un vestido vaquero, ya sea de manga corta o de manga larga. El denim es un tejido que nunca pasa de moda y que podemos ver tanto en verano como en invierno. Si en junio te resististe a ese vestido que te hacía ojitos desde la percha, deja de hacerte la dura e invierte en uno de estos vestidos de tela sufridita y que puedes encontrar con muchos cortes, para que elijas el que más te favorece. Los que veis más arriba son de Zara (19,95€), ASOS Curve (44,99€) y Mango (35,99€).

camisascuadros

3.Una camisa de cuadros, porque los 90 han vuelto como ya te contamos en otro post, y sin ella ya nos dirás cómo vas a homenajear a Kurt Cobain. Las hay de franela y de telas menos calurosas pero de este invierno no pasa sin que tengas la tuya. Te propongo tres con aires distintos para que tengas donde elegir: la de cuadros tradicional la encontraréis en Zara (29,95), la de cuadros pequeñitos es de Glamorous en ASOS (39,99€) y la tipo mantel en Mango (19,99€).

falda botones

4. Y si hablamos de los 90 no podemos olvidar la famosa falda de botones que ya tenemos hasta en la sopa y esto no ha hecho más que empezar, así que si quieres estar a la moda, cómprala antes de que te arrepientas. Eso sí, vengo del pasado para recordarte esa forma sexi en la que se abrían los botones cuando te sentabas y las arrugas magníficas e indelebles que se formaban entorno a ellos. Si aún estás convencida de tener la tuya, te propongo tres alternativas: la de Zara (29,95€) que es la que va a tener todo el mundo, la de ASOS Curve (30,99€) por si, como yo, necesitas más tela y la de Mango (39,99€) de serraje. Sé que existen en versión larga pero de verdad me parecen muy feas así que no os canso.

sudaderas

5.Termino con el clásico del “arreglá pero informar” ya que las sudaderas son las nuevas Converse, esa prenda que te puedes poner lleves abajo lo que lleves porque ahora está muy de moda y total da igual. La primera que veis con su mensaje irónico de rigor es de ASOS (35,99€) y no os la recomiendo para una entrevista de trabajo pero mirad, de momento os vale para el día a día y cuando ya no se lleve pues al gimnasio y tan panchas. La segunda es de Violeta (35,99€) y tiene esos brillis que descolocan, aunque sin perder el clásico gris chandalero que todos conocemos. Y la última es de Dorothy Perkins (14€), con el panel delantero en una tela distinta para darle otro empaque.

Yo de estas prendas básicas tengo cuatro. No esperéis verme en esta década con una falda de botones, proclamo.

Patch
Patchhttp://www.noesundesfile.com
Periodista, bloguera, amansadora de fieras, @communitymadre y tratando de conquistar el mundo desde los 80. Puedes encontrarme en No es un desfile donde voy contando mis tonterías desde 2003. ¡Ah! Y ahora he escrito un libro Responde primero a la segunda pregunta.
RELATED ARTICLES

10 COMENTARIOS

  1. No tengo ni una!! La verdad es que siempre he querido tener una biker, pero no acabo de encontrar una que me guste y me valga…
    Faldas con botones?? No, no y no!! Me niego en rotundo. Pero el vestido vaquero puede que si.

  2. Creo que no he llevado falsa con botones delante jamás!! Ahí, arriesgando el tema… Pero el vestido vaquero si me gusta…

  3. Yo no suelo seguir modas, pero a veces no queda otra, buscas algo en las tiendas y tienes que conformarte con lo que se vende. En mi próxima vida seré rica y tendré un sastre para mi solita. XD

  4. Pues tengo casi de todo!!! jejejeje.
    Puedo decir que tengo chaqueta, es marrón y la llevo siempre puesta. Porque me encanta.
    Tengo vestido vaquero. A falta de uno tengo dos. Uno más descocado para el verano y otro más recatado para el invierno! 😉
    Tengo falda con botones. Es larga. Blanca, vaquera y me queda perfecta, así que la tengo desde hace años y es un básico en mi armario.
    Por último, tengo la sudadera. Es que me encanta y los viernes informales en la oficina es perfecta 🙂
    Lo que no tengo es la camisa a cuadros y no tengo porque odio los cuadros e intento no ponerme nada con ellos si puedo evitarlo. Eso sí, camisas, las que quieras! 😉

    Saludos

Los comentarios están cerrados.

Most Popular

Recent Comments

María L. Fernández on Problemas maternales del primer mundo
Alejandra deF on ¿Eres supersticiosa?
Alma Rosa Calderón Herrera on ¿Tute gratuito? ¡No, gracias!
Juan Luis on Odio Star Wars
María L. Fernández on Mis 10 blogs de cocina IMPRESCINDIBLES
Irene on A veces grito
Silvia - Mimette.com on Mis zapatos depilados, gracias
Ana (Pequeña Hormiguita) on Corresponsabilidad esa gran desconocida
La loca del Pelo Gris on Encorsetar a una hija (escoliosis)
Anya on Verano ¡ven!
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Cata de mamatambiensabe on ¿Por qué tenemos miedo al feminismo?
Natalia Martín on iMMMprescindibles de abril
Emmanuel rivera on Odio Star Wars
marisa, la estresada on iMMMprescindibles de abril
Maria José on Esas costumbres molestas
Natalia Martín on ¿Tú no tienes papá, mamá?
Omar on Odio Star Wars
Limonerías on Londres, de niño a niño
Natalia Martín on Cariño, ¿te gusta tu escroto?
Madreexilio on Educar sin género
Sara Palacios on Música para follar
Maria José on Música para follar
Violeta Rodríguez Fotografía on Ama, vive y come
Marta on Ama, vive y come
Natalia Martín on Ama, vive y come
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Julieth montaña on La frustración y la maternidad
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
marisa, la estresada on Nuevo año o vida nueva
Ruth de Rioja on ¡Feliz 2017!
anya on ¡Feliz 2017!
Limonerías on Inocentadas de bombero
marisa, la estresada on Inocentadas de bombero
Susana on Querido Fassbender
Sofia Sanchez peña on Sobrevivir a la Navidad en familia
Limonerías on El juguete de tu infancia
Epaminondas on Hablemos de princesas
Alejandra deF on ¿Eres puta o princesa?
Ana Guillén on Agendas bonitas para 2017
Noelia - Golosi on Agendas bonitas para 2017
Sara Palacios on Tu juego de mesa favorito
Juegos de mesa Addicted on Tu juego de mesa favorito
marisa, la estresada on Tu leyenda urbana favorita
La maternidad de Krika en Suiza on Tu leyenda urbana favorita
Paola Velázquez on El segundo hijo o el segundón
Verónica Reng on El segundo hijo o el segundón
Natalia Martín on El segundo hijo o el segundón
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
AniPatagonia on Todos somos Chenoa
Johanna Arco on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Noelia - Golosi on Todos somos Chenoa
Ana [Mi mama es asesora de lactancia] on Tu nombre de pueblo favorito
Limonerías on Mi luna de miel
anya on Mi luna de miel
Limonerías on Tu juego de mesa favorito
Laura Arceo on Homeopatía y caries
Marisa, la estresada on La llamaron “loca”
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Alfonso de Lozar on Asúmelo… ¡eres tu madre!
Vestidos para bautizos on De tutús, pelucas y masculinidad
Aprendemos con mamá on Cerrar etapas para…¿abrir otras?
Sara Palacios on Mujeres y libertad
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Johanna Arco on Mujeres que son historia
Virginia A. C. on Mujeres que son historia
Sónia Cristina Relvas Luciano on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Mujeres que son historia
Jess vaquero cuervo on Mujeres que son historia
Patricia Barreiro on Mujeres que son historia
Lupe Soria on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Por qué me gusta Peppa Pig
Marisa, la estresada on Río 2016: olimpiadas y machismo
Natalia Martín on Visitar Valencia este verano
rosi marugan on Ser madre y opositar
Sari - Hechizos de Amor on Tácticas amorosas: el tira y afloja
Julia Martín on Montessori para novatos
Sara Palacios on La fiebre de las minicasas
Immi on Extranjera eres
Marisa, la estresada on Extranjera eres
Raquel on Extranjera eres
Laura on Extranjera eres
Esther on Extranjera eres
madrexilio on Extranjera eres
Limonerías on La vieja que quiero ser
Marta García on 7 días sin beber coca-cola
anya on Tengo cursitis
Noelia - Golosi on ¿Hacemos la tortuga?
Noelia - Golosi on Talentos ocultos
notengowhatsapp on Queridas madres del Whatsapp
Marta Capella on Queridas madres del Whatsapp
Alejandra deF on Queridas madres del Whatsapp
Sara Palacios on Queridas madres del Whatsapp
María José on Eres viejuno
La Sonrisa de Mini Yo on No quiero morirme sin visitar…
Limonerías on Eres viejuno
Natalia Martín on Eres viejuno
Noelia - Golosi on El profesor de balonmano
Limonerías on Yo también soy gay
La Sonrisa de Mini Yo on Cómo destrozar Grease
Bobyshaftoe on Cómo destrozar Grease
Natalia Martín on Cómo destrozar Grease
marisa, la estresada on Querido Marido 1.0
Noelia - Golosi on El chico perfecto tendría…
María trinidad espinosa guirao on No, esa frase ya no se dice
Padres en pañales (@Padresenpanales) on El lado Wonderful / Puterful de las cosas. Tú eliges
Mamagnomo on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sandristica on Querido Fassbender
Natalia Martín on Querido Fassbender
Vidas_pixeladas Carla on ¡Maldito Mickey Mouse!
marisa, la estresada on ¡Maldito Mickey Mouse!
Verónica Reng on Calladita estás más guapa
Noelia - Golosi on Calladita estás más guapa
cata de mamatambiensabe on 12 cosas que adoro de ser autónoma
Ana - Querubino on Calladita estás más guapa
Carmen on ¡Adoro Divinity!
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Claves para elegir un buen regalo para un recién nacido
MamaCloud on 7 días sin enfadarme
Limonerías on 7 días sin enfadarme
madre estresada on Cosas que me irritan…
Mónica de Objetivo Tutti Frutti y Blogger Paso a Paso on 7 días sin tomar azúcar ni harinas
Auxi on A veces grito
Teresa - El Rincón del Peque on A veces grito
Daniells on A veces grito
Lorena on A veces grito
VANESA ALONSO CIMAS on A veces grito
Natalia Martín on A veces grito
Carol on A veces grito
Carmen Abián on Confesando mi adicción
Sandristica on Confesando mi adicción
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Así viví #elVermmmut
Madre Exilio (@Madrexilio) on Así viví #elVermmmut
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
María on Ladrones de tiempo
Alejandra deF on Hay amores que matan…
Cata de mamatambiensabe on Ladrones de tiempo
Eduardo Muñoz on Micromachismos intolerables
Sandristica on Cómo volverle loco
Vyacheslav Dudkin on Las Monas de Pascua más feas
Chica Perika on Dale a tu cuerpo alegría
Natalia Martín on Dale a tu cuerpo alegría
Mamá Resiliente (@MamaResiliente) on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión