No voy a terminar el verano sin…

0

El verano es estupendo y es esa época del año en la que los planes se multiplican. En ocasiones, de lo que realmente se trata es de descansar, pero lo cierto es que todos lo encaramos con grandes expectativas. ¿Qué esperas tu de este verano?

Descansar de verdad (Sara)

Que parece una obviedad, y para eso está el verano pero ¡ay amigos! ¡Esa es la teoría y otra cosa muy distinta la práctica! Lamentablemente para mi salud mental me cuesta un poco desconectar y frenar mi cabeza que va a cien por hora… así que mi propósito es descansar de verdad de la buena. ¡Lo conseguiré!

Nada que añadir (Sonia Urban&Mom)

No tengo propósitos. Ni de año nuevo, ni de vacaciones, ni de nada de nada. El año pasado tenía planificado hasta el último minuto de las vacaciones, pero la vida dio un vuelco y aprendí que las cosas pueden cambiar en un minuto. Por eso este año no tengo más propósito que disfrutar de un día tras otro, sin más pretensiones.

Volver con la cabeza llena de planes (Pilar)

Sí, parece que me he puesto de acuerdo para contaros justo lo contrario a mis dos compañeras.

Mi intención es descansar y disfrutar eso es verdad, coincido con ellas pero me conozco y sé que los días de relax y no hacer nada de nada me motivan a pensar en próximos planes que después puede que se queden en el cajón, eso también es cierto pero vendré con grandes intenciones de hacer mil cosas, ya lo veréis.

Practicar deporte (María Jardón)

Todos los años me propongo salir a correr o a caminar por la playa y la verdad, es que son pocos los que consigo hacerlo más de dos días. Este años sí, no pienso dejar pasar el verano sin practicar deporte. Ah, y desde luego salir un día suelto a caminar no me convalida la asignatura, me refiero a practicarlo como algo habitual. Ya os contaré si lo consigo…

Si que cada día merezca la pena (María L. Fernández)

helados

Se hace tan largo el invierno, el curso académico en general; y tan corto el verano y las vacaciones escolares que este año me he prometido que voy a intentar aprovechar todos y cada uno de los días de asueto del 21 de junio al 9 de septiembre. TODOS TODITOS. No hace falta que sean planes maravillosos, pero me he propuesto hacer cada día algo que sea digno de mención, aunque sea probar un nuevo sabor de helado.