Operación bikini o cómo llegar divinas antes del verano

1

Llega el verano y con él, nos planteamos que hemos dejado asuntos a medias. Todas y todos queremos llegar con los cuerpos preparados, más delgados, con menos manchas y a poder ser perfectamente depilados. Y es que la primavera es el momento perfecto para ponernos a punto e iniciar la famosa operación bikini.

operación bikini

5 consejos que no pueden faltar en tu operación bikini

En primer lugar, es imprescindible que empecemos con una alimentación saludable. 

Y es que, nada como empezar a beber agua, aumentar el consumo de vegetales y frutas. Además, vamos a cocinarlos de diferentes maneras, pero siempre buscando lo más sano posible: plancha, hervido, papillote, horneado…

Dejaremos de lado los fritos y nos pondremos a utilizar aderezosmás naturales, y es que nada como utilizar el AOVE -aceite de oliva virgen extra- al natural.

En segundo lugar, toca el turno de hacernos una revisión de la piel. Desgraciadamente, muchas veces nos olvidamos de las dichosas manchas, de las marcas de acné o de cualquier señal que nos haya quedado (cicatrices, etcétera) que con una intervención de láser dermatológico pueden quedar reducidas de una manera más que significativa. Durante el invierno, tapados con la ropa, las mangas largas y las medias, no dejamos que se vean, y poco a poco se nos olvida. Así que tanto antes, como después del verano, es necesario que nos preocupemos de que las manchas o resto de señales en la piel estén controladas.

En tercer lugar, y no menos importante, toca hacer ejercicio. Y es que, junto con la dieta y la alimentación sana, hay que mantener el cuerpo. Un rato de ejercicio diario, sea en gimnasio o por tu cuenta. Algunos prefieren la piscina, otros correr o la bicicleta, en cambio otros se machacan en el gimnasio. Cualquier opción es buena. Hoy en día, además, los parques se han llenado de máquinas para hacer ejercicio de manera gratuita. Nunca lo habíamos tenido más fácil para mantenernos en forma.

operación bikini

En cuarto lugar, la depilación. Cuando llega el buen tiempo, pasamos a quitarnos las medias o los leotardos donde hemos tenido resguardadas las piernas todo el invierno. Ingles, axilas, piernas o pechos, toca el turno de pelos fuera. Opciones hay muchas, pero casi definitivas, pocas. Así que si nos inclinamos por la depilación láser, podemos tener casi seguro que nos vamos a olvidar una larga temporada de ellos. Porque el resto de opciones pasan por ser o de muy poca duración (cuchillas o crema depilatoria), o dolorosas como las máquinas infernales (sólo oír el ruido, ya siento el dolor), o la depilación a la cera, teniendo que estar repasando de manera mensual.

operación bikini

En quinto lugar, el cabello. Le toca el turno a cuidarnos y preparar el cabello para el verano. Desde tratamientos para que el cabello recupere el brillo y la suavidad, hasta otros que nos hidratan el cabello. Con el cabello hay que tener un especial cuidado, igual que con la piel, ya que con el verano los castigamos mucho. Por lo que tenemos que procurar que los cuidados sean de manera continua: antes, durante y después del verano. Lo que viene siendo, un completo. Y es que una vez pasado el verano, con el pelo castigado por el sol, el cloro o el agua del mar, es muy necesario hacernos alguno de los tratamientos que nos van a recomendar en nuestra peluquería o clínica dermatológica de confianza.

Con estos consejos, que esperamos que os sean de mucha utilidad, os lanzamos un órdago y os proponemos que nos contéis qué trucos usáis vosotras, o qué parte del cuerpo es la que más cuidáis.

Imágenes: shutterstock

1 COMENTARIO

Comments are closed.