Aprende a delegar y disfruta de sus ventajas

1

Desde que soy madre de familia numerosa me he dado cuenta de lo importante que es saber delegar. A veces nos cargamos de tareas porque pensamos que nadie las va a hacer mejor que nosotros; otras, porque nuestra pareja no muestra interés en hacerlas y acabamos antes haciéndolas que peleando porque las haga; otras, porque vamos tan acelerados que no nos molestamos en repartirlas… sea cual sea el motivo, debes reflexionar y proponerte cambiar esto.

Limpieza en familia
Limpiar en familia (Shutterstock)

La casa es como una empresa en la que hay que hacer muchas tareas. Algunas diarias, otras semanales, otras mensuales… saber organizarlas y repartirlas es cosa de todos, no sólo tuya. Si hay algo que no puedes delegar es tu papel como madre y para ejercerlo como debes, necesitas tiempo y energía. Energía y tiempo que te pueden robar tareas que podría hacer otra persona ¿te has parado a pensarlo?

¿Eres imprescindible en tu casa?

Si la respuesta a esta pregunta es afirmativa, no lo estás haciendo bien. No te pregunto si alguien puede suplir tu papel de madre, está claro que eso no se puede. A lo que me refiero es a que, si te vas de viaje, por ejemplo, los niños llevan al cole todo lo que tienen que llevar, saben que día hay educación física o a que hora tienen Judo o Robótica…

Aprender a delegar. Hará que tengas más tiempo para ti, para disfrutar en familia o para descansar, algo que nunca viene mal. Ser imprescindible solo causará problemas ya que si no estás, en casa se generará un caos totalmente innecesario. Eso, por no hablar de lo cansada que estarás al tener toda la responsabilidad sobre tus hombros.

Delega tiempo para ti
Disfruta de más tiempo para ti (Shutterstock)

Pasos para aprender a delegar

Aprender a delegar no es algo fácil, aquí te dejo algunos pasos para que empieces a ponerlo en práctica:

  1. Deja tu ego a un lado: pensar que nadie puede hacer esa tarea como tú no te va a llevar a ningún lado. ¿Quién sabe? A lo mejor incluso tu pareja la hace más rápido o de una manera diferente pero válida igualmente.
  2. Pide ayuda: no te quedes esperando que te ofrezcan ayuda, probablemente lo hayan hecho más veces y no les hayas prestado atención o hayas rechazado el ofrecimiento directamente. 
  3. Explica las cosas: si vas a delegar alguna tarea de repente, lo primero que tienes que hacer es explicar claramente en que consiste y asegurarte de que la persona que la va a hacer la haya entendido perfectamente.
  4. Tus hijos también pueden colaborar: si les das la oportunidad, te sorprenderá ver que tus hijos pueden hacer cosas en casa desde bien pequeños. Está claro que al principio perderás mucho tiempo supervisándolos y enseñándoles pero, poco a poco, irás notando que te quitan trabajo.
  5. Sentaros en familia para repartir tareas: lo mejor que podéis hacer es sentaros juntos, ver lo que hay que hacer y quien puede hacer cada cosa. Tus hijos también viven en casa y, por lo tanto, mantenerla bien también es su labor, repartirles tareas que ellos puedan hacer sin dificultad.
  6. La información es poder: para ti y para los demás. Si compartís el calendario familiar y todos sabéis cuando es la cita con el dentista, qué días son las clases de Judo del mayor o cuando es la función de ballet, será más fácil que recibas ayuda con estas tareas.
  7. Delegar no quiere decir que te olvides de ello: una vez que has conseguido delegar no tienes que olvidarte de la tarea, si no “supervisar” que se está haciendo y estar dispuesta a echar una mano si la persona que la tiene que hacer tiene alguna duda.
Niños barriendo (Shutterstock)

A mi todavía me cuesta bastante delegar pero este curso me he propuesto conseguirlo y empezar a disfrutar de sus ventajas porque, al ser uno más,  no es que hagan falta días de 48, si no de 72… ¿Tú delegas?

1 COMENTARIO

  1. Es dificilísimo lograrlo. Y eso que yo no me considero especialmente maniática ni con el orden ni con las tareas, pero a lo tonto, vas asumiendo absolutamente todas las parcelas relacionadas con la casa y los hijos y al final la carga se vuelve muy pesada.

DEJA UNA RESPUESTA

Introduce tu comentario
Introduce aquí tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.