domingo, mayo 29, 2022
InicioReivindicamos10 cosas incívicas que hacemos muy a menudo

10 cosas incívicas que hacemos muy a menudo

No soy yo mucho de protestar y de quejarme pero hoy quiero ponerme un poco reivindicativa o, por lo menos, hacernos reflexionar un poco sobre la cantidad de cosas incívicas que hacemos en nuestro día a día. Algunas las tenemos ya muy asimiladas, las vemos cómo algo normal. Pero es que con ellas podemos molestar a alguien o, en mayor medida, dificultarle la vida.

Estás son algunas que yo veo bastante a menudo pero, por desgracia, estoy segura de que se os ocurrirán bastantes más.

1. Aparcar en doble fila

Esto pasa en grandes o en pequeñas ciudades, el tamaño da igual. Dejamos el coche en doble fila “si total, solo es un minuto”… Pero en ese minuto puede que un coche se quede “atascado” detrás del tuyo porque no le dejan cambiarse al otro carril o, lo que es peor, están a punto de tener un accidente porque viene un coche de frente y es que, ¡Sí, señoras! Hemos llegado al punto en el que se aparca en doble fila aunque sólo haya un carril…

cosas incívicas que hacemos

2. Parar para hablar por teléfono… donde sea

Que sí, que hablar por el móvil es ilegal. Eso lo sabemos todos, pero es que, pararse en medio de una rotonda para hablar ¡TAMBIÉN! Paramos el coche en el primer sitio que vemos y en ocasiones, esto es mucho más peligroso. Si no puedes parar de forma segura ¡no lo cojas! El coche no es un sitio para ir pendiente del móvil sino de la carretera.

3. Aparcar el coche subido a la acera

Esto igual ocurre principalmente en las zonas pequeñas: en los barrios, urbanizaciones… Vamos, al menos en la mía es un clásico, aparcamos encima de la acera y nos quedamos tan anchos. ¿Y si viene una madre con un carrito o una silla de ruedas…? No pasa nada, que se bajen a la carretera para poder pasar y listo.

cosas incívicas que hacemos

4. Dejar basura en el carrito de la compra

El carrito de la compra no es el sitio de los guantes que has usado para coger la verdura, no es el sitio de las bolsas de plástico, tampoco es el sitio de las hojas de TU lechuga, ni el sitio de los tickets arrugados. De verdad, para eso están las papeleras. ¿Alguna vez encontráis un carrito limpio cuando vais? Yo suelo decantarme por el menos sucio…

5. Dejar la basura fuera del contenedor

Ya sea en el contenedor de tu edificio, en el de reciclaje o, lo que tiene más delito, cuando tienes tu propio cubo pero prefieres no sacarlo y dejas la bolsa directamente. Es horrible ver bolsas por ahí tiradas, además de muy antihigiénico.

6. Recoge los “regalitos” de tu mascota

Antes de nada diré que tengo una perra y cualquiera que me conozca sabe que soy una firme defensora de los animales. Para mí, mi perra es como si fuera mi tercer hijo. Ahora bien, los que tenemos mascota debemos de entender que no a todo el mundo tienen porque gustarle los animales y por ello, debemos ser respetuosos.

Sí, por favor. Las multas son elevadas pero aún así, sigue habiendo muchísima gente que no recoge las cacas de su perro. De verdad, estoy segura de que ellos si pudieran lo harían. Ahora en serio, a nadie le gusta llevarse a casa un regalito en el zapato y más, en zonas donde hay campo y columpios de niños. Se tiran, se revuelcan por el césped y la combinación puede ser… creo que no hace falta explicarlo.

perro atado playa - cosas incívicas que hacemos

7. Si pone atado, es atado

A ver, aquí soy la primera que me contradigo. Os confieso que me da una pena horrible tener que llevar a los perros atados SIEMPRE. Y es que, hoy en día, no puedes soltarlos ni cuando vas de excursión. Da igual que estés en la montaña más remota, que seguro encuentras un cartelito donde pone “prohibido perros sueltos”. Así que, no voy a ser yo la que venga a decir que no se suelte a los perros, allá cada uno con su conciencia.

Ahora bien, si te cruzas con alguien, si estás cerca de un parque infantil, si hay otros animales cerca… ¡átalo! El perro tiene que ir atado y un niño pequeño no tiene porque llevarse un susto porque a ti no te apetezca atarlo, que me parece perfecto que grites que no hace nada y, que tú lo sepas. Pero el niño, o el adulto, que le tiene miedo no tiene porque pasar por eso. Por no hablar de cuando los perros entran directamente en los columpios infantiles sueltos…

cosas incívicas que hacemos

8. Si pone prohibido fumar, no fumes

He visto fumar a gente hasta dentro del metro. Por favor, si es un sitio cerrado y pone carteles de prohibido fumar por todas partes, ¡no fumes! Es así de sencillo. Hace once años que deje de fumar pero cuando fumaba no lo hacía en los sitios que estaba prohibido. ¿Te crees que a tu vecino no fumador le gusta subirse al ascensor después de que hayas bajado fumando?

9. Poner el móvil en la mesa

En esta creo que levantamos la mano casi todas, yo al menos, entono el mea culpa. Estar comiendo o tomando un café con alguien y dedicarte a subir cosas a Instagram o a leer las últimas actualizaciones de Facebook es de muy mala educación. El problema es que lo tenemos tan interiorizado, que lo hacemos y lo vemos como algo normal pero ¡no, señoras! Queda muy mal que alguien tenga que esperar a que tú dejes de mirar tu WhatsApp para poder continuar la conversación.

hablar por el movil alto - cosas incívicas que hacemos

10. Hablar muy alto por el móvil en público

Y siguiendo un poco en la línea de lo anterior, es muy molesto cuando alguien está hablando por el teléfono cerca de donde estás y lo hace a gritos. Es casi imposible concentrarse en otra cosa que no sea su conversación… Es muy molesto. Y más, si esto ocurre en un espacio cerrado y no muy grande como puede ser un transporte público o una sala de espera.

La base de todo está en el respeto, en pensar un poco en los demás y en que, si a tí no te gusta encontrarte una hoja de lechuga en el carrito o llevarte una mierda (perdón) de perro en el zapato… ¿Qué te hace pensar que a otro sí? Intentemos reflexionar un poco sobre las cosas que hacemos y ponernos en la piel de los demás. Tenemos que compartir este mundo así que, es cosa de todos hacernos la vida más agradable.

Imágenes: Pixabay.

Maria Jardón
Maria Jardónhttp://www.mariajardon.com
Soy periodista, Comunnity Manager y madre de dos pequeños terremotos. Me encantan las redes, escribir y compartir todo lo que se me pasa por la cabeza. No me dan miedo los retos, así que estoy deseando dejar salir mi parte más femenina para hablar sobre temas que nos interesan a las mujeres de hoy en día y, como no, deseando pasar un buen rato con vosotras.
RELATED ARTICLES

1 COMENTARIO

Los comentarios están cerrados.

Most Popular

Recent Comments

María L. Fernández on Problemas maternales del primer mundo
Alejandra deF on ¿Eres supersticiosa?
Alma Rosa Calderón Herrera on ¿Tute gratuito? ¡No, gracias!
Juan Luis on Odio Star Wars
María L. Fernández on Mis 10 blogs de cocina IMPRESCINDIBLES
Irene on A veces grito
Silvia - Mimette.com on Mis zapatos depilados, gracias
Ana (Pequeña Hormiguita) on Corresponsabilidad esa gran desconocida
La loca del Pelo Gris on Encorsetar a una hija (escoliosis)
Anya on Verano ¡ven!
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Cata de mamatambiensabe on ¿Por qué tenemos miedo al feminismo?
Natalia Martín on iMMMprescindibles de abril
Emmanuel rivera on Odio Star Wars
marisa, la estresada on iMMMprescindibles de abril
Maria José on Esas costumbres molestas
Natalia Martín on ¿Tú no tienes papá, mamá?
Omar on Odio Star Wars
Limonerías on Londres, de niño a niño
Natalia Martín on Cariño, ¿te gusta tu escroto?
Madreexilio on Educar sin género
Sara Palacios on Música para follar
Maria José on Música para follar
Violeta Rodríguez Fotografía on Ama, vive y come
Marta on Ama, vive y come
Natalia Martín on Ama, vive y come
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Julieth montaña on La frustración y la maternidad
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
marisa, la estresada on Nuevo año o vida nueva
Ruth de Rioja on ¡Feliz 2017!
anya on ¡Feliz 2017!
Limonerías on Inocentadas de bombero
marisa, la estresada on Inocentadas de bombero
Susana on Querido Fassbender
Sofia Sanchez peña on Sobrevivir a la Navidad en familia
Limonerías on El juguete de tu infancia
Epaminondas on Hablemos de princesas
Alejandra deF on ¿Eres puta o princesa?
Ana Guillén on Agendas bonitas para 2017
Noelia - Golosi on Agendas bonitas para 2017
Sara Palacios on Tu juego de mesa favorito
Juegos de mesa Addicted on Tu juego de mesa favorito
marisa, la estresada on Tu leyenda urbana favorita
La maternidad de Krika en Suiza on Tu leyenda urbana favorita
Paola Velázquez on El segundo hijo o el segundón
Verónica Reng on El segundo hijo o el segundón
Natalia Martín on El segundo hijo o el segundón
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
AniPatagonia on Todos somos Chenoa
Johanna Arco on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Noelia - Golosi on Todos somos Chenoa
Ana [Mi mama es asesora de lactancia] on Tu nombre de pueblo favorito
Limonerías on Mi luna de miel
anya on Mi luna de miel
Limonerías on Tu juego de mesa favorito
Laura Arceo on Homeopatía y caries
Marisa, la estresada on La llamaron “loca”
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Alfonso de Lozar on Asúmelo… ¡eres tu madre!
Vestidos para bautizos on De tutús, pelucas y masculinidad
Aprendemos con mamá on Cerrar etapas para…¿abrir otras?
Sara Palacios on Mujeres y libertad
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Johanna Arco on Mujeres que son historia
Virginia A. C. on Mujeres que son historia
Sónia Cristina Relvas Luciano on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Mujeres que son historia
Jess vaquero cuervo on Mujeres que son historia
Patricia Barreiro on Mujeres que son historia
Lupe Soria on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Por qué me gusta Peppa Pig
Marisa, la estresada on Río 2016: olimpiadas y machismo
Natalia Martín on Visitar Valencia este verano
rosi marugan on Ser madre y opositar
Sari - Hechizos de Amor on Tácticas amorosas: el tira y afloja
Julia Martín on Montessori para novatos
Sara Palacios on La fiebre de las minicasas
Immi on Extranjera eres
Marisa, la estresada on Extranjera eres
Raquel on Extranjera eres
Laura on Extranjera eres
Esther on Extranjera eres
madrexilio on Extranjera eres
Limonerías on La vieja que quiero ser
Marta García on 7 días sin beber coca-cola
anya on Tengo cursitis
Noelia - Golosi on ¿Hacemos la tortuga?
Noelia - Golosi on Talentos ocultos
notengowhatsapp on Queridas madres del Whatsapp
Marta Capella on Queridas madres del Whatsapp
Alejandra deF on Queridas madres del Whatsapp
Sara Palacios on Queridas madres del Whatsapp
María José on Eres viejuno
La Sonrisa de Mini Yo on No quiero morirme sin visitar…
Limonerías on Eres viejuno
Natalia Martín on Eres viejuno
Noelia - Golosi on El profesor de balonmano
Limonerías on Yo también soy gay
La Sonrisa de Mini Yo on Cómo destrozar Grease
Bobyshaftoe on Cómo destrozar Grease
Natalia Martín on Cómo destrozar Grease
marisa, la estresada on Querido Marido 1.0
Noelia - Golosi on El chico perfecto tendría…
María trinidad espinosa guirao on No, esa frase ya no se dice
Padres en pañales (@Padresenpanales) on El lado Wonderful / Puterful de las cosas. Tú eliges
Mamagnomo on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sandristica on Querido Fassbender
Natalia Martín on Querido Fassbender
Vidas_pixeladas Carla on ¡Maldito Mickey Mouse!
marisa, la estresada on ¡Maldito Mickey Mouse!
Verónica Reng on Calladita estás más guapa
Noelia - Golosi on Calladita estás más guapa
cata de mamatambiensabe on 12 cosas que adoro de ser autónoma
Ana - Querubino on Calladita estás más guapa
Carmen on ¡Adoro Divinity!
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Claves para elegir un buen regalo para un recién nacido
MamaCloud on 7 días sin enfadarme
Limonerías on 7 días sin enfadarme
madre estresada on Cosas que me irritan…
Mónica de Objetivo Tutti Frutti y Blogger Paso a Paso on 7 días sin tomar azúcar ni harinas
Auxi on A veces grito
Teresa - El Rincón del Peque on A veces grito
Daniells on A veces grito
Lorena on A veces grito
VANESA ALONSO CIMAS on A veces grito
Natalia Martín on A veces grito
Carol on A veces grito
Carmen Abián on Confesando mi adicción
Sandristica on Confesando mi adicción
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Así viví #elVermmmut
Madre Exilio (@Madrexilio) on Así viví #elVermmmut
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
María on Ladrones de tiempo
Alejandra deF on Hay amores que matan…
Cata de mamatambiensabe on Ladrones de tiempo
Eduardo Muñoz on Micromachismos intolerables
Sandristica on Cómo volverle loco
Vyacheslav Dudkin on Las Monas de Pascua más feas
Chica Perika on Dale a tu cuerpo alegría
Natalia Martín on Dale a tu cuerpo alegría
Mamá Resiliente (@MamaResiliente) on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
El espacio del bebé on Fantaseando… o quizá no
Cuestion de Madres on ¿Cómo comunicaste tu embarazo?
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Fantaseando… o quizá no
Noelia - Golosi on Modas ideales que vuelven.
Johanna Arco on Modas ideales que vuelven.