sábado, junio 25, 2022
InicioMujer ActualYo también soy consultora de belleza

Yo también soy consultora de belleza

Hace años la única relación que había tenido con una consultora de belleza era la madre de familia en “Eduardo Manos Tijeras” que iba de casa en casa diciendo “Avon llama”. Sin embargo, hoy en día estoy rodeada, parece que ser consultora está de moda y son varias las amigas y conocidas que lo son.

L´Oreal, Ponds, Avon, Mary Kay… son varias las compañías que ofrecen este tipo de negocio. No voy a entrar a juzgar aquí la calidad de los productos de ninguna o cual es mejor que otra. De lo que quiero hablar, es del modelo de negocio que han puesto en marcha, que es muy atractivo para cualquier mujer a la que le guste mínimamente la moda y tenga ganas de poner en marcha su propio proyecto, al menos es lo que he visto a mi alrededor.

via Pixabay
via Pixabay

He de confesaros que de alguna de mis amigas me sorprendió bastante esta decisión, todas son madres, muchas tienen sus trabajos y, desde luego, ninguna tenía nada que ver con el sector de la cosmética. Así que, como soy curiosa por naturaleza, me puse a preguntarles y a indagar para conocer a fondo en que consiste exactamente eso de ser consultora de belleza (que así dicho suena genial). Y lo descubrí, os cuento seis motivos que yo creo que incitan a muchas mujeres a optar por este negocio:

  1. La posibilidad de emprender: estas empresas ofrecen una posibilidad de ponerse por su cuenta que muchas mujeres no tendrían de otra manera.
  2. La libertad: tú te marcas los horarios, tú decides lo que quieres ganar, si quieres vivir de ello o si, simplemente, quieres tenerlo como un ingreso extra.
  3. Te enseñan a sacarte partido: o lo que es lo mismo, te facilitan todo el material, te dan cursos de formación (en los que te muestran técnicas de maquillaje y cuidado de la piel) y te explican lo que tienes que saber para ser una buena consultora y poder hacer demostraciones a tus posibles clientas.

    via Pixabay
  4. La rapidez: desde el momento que decides hacerte consultora, es todo bastante rápido y puedes empezar prácticamente sobre la marcha.
  5. Los incentivos: quizá, lo más atractivo es la política de reconocimientos, premios e ingresos extra que tienen. En una sociedad en la que no estamos acostumbrados a que nos reconozcan el trabajo bien hecho, que llegue una empresa en la que se premie cada objetivo cumplido y los buenos resultados…es algo muy seductor.
  6. La imagen que venden… muestran vidas perfectas, mujeres preciosas y llenas de éxito, algo a lo que nadie puede resistirse.
Via Mary Kay

Que queréis que os diga, a mi lo de que me enseñen a sacarme partido me tienta bastante. Es cierto que lo tengo complicado porque soy incapaz de hacerme la raya del ojo, pintarme las uñas sin que queden pegotes o simplemente, perfilarme los labios bien. Pero quien sabe, igual un día de estos os digo que ¡yo también soy consultora de belleza!

Artículo anteriorMi peque es igualito a mí en…
Artículo siguienteEsta semana en MMM…
Maria Jardón
Maria Jardónhttp://www.mariajardon.com
Soy periodista, Comunnity Manager y madre de dos pequeños terremotos. Me encantan las redes, escribir y compartir todo lo que se me pasa por la cabeza. No me dan miedo los retos, así que estoy deseando dejar salir mi parte más femenina para hablar sobre temas que nos interesan a las mujeres de hoy en día y, como no, deseando pasar un buen rato con vosotras.
RELATED ARTICLES

12 COMENTARIOS

  1. yo con las ventas no me encuentro (deja vender cobrar siempre me causa conflicto) pero creo que es una buena opción, mi suegra lo ha sido por mas de 25 años como trabajo alterno pero al ser madre soltera siempre ha dicho que ha sido gracias a eso que logro la estabilidad para apoyar y sacar adelante a sus tres hijos

    • La verdad es que si eres buena comercial y lo necesitas es una buena solución, a mi me pasa un poco lo mismo que a ti que el tema de los cobros me da un poco de apuro. Gracias por tu comentario Rosa

  2. alguna vez me lo he planteado pero.. no me veo yo asesorando a otras mujeres cuando me cuesta horrores dedicarme tiempo para cuidarme 😉

    • Jajaja pues eso me pasa a mi, es un trabajo que me llama muchísimo pero soy negada para maquillarme y tengo constancia 0. Así que como voy a decirle a alguien lo maravillosa que es una crema si no soy capaz de utilizarla más de 3 días seguidos…Gracias por pasarte 😉

      • hola yo soy consultora de belleza, me sedujo la idea por el apoyo constante y la filosofia de la compañia, me ha ayudado mucho en lo personal, pues necesitaba un cambio en mi vida , estar con personas q me animen a intentarlo. He conseguido q mi hija y yo tengamos una rutina perfecta del cuidado de la piel, ahora a por otras metas, un besito,

  3. Hola! Las circuntancias me llevaron a cambiar mi vida laboral. Siempre tuve curiosidad por la cosmética pero no por el maquillaje.
    Hace casi dos años que soy consultora de belleza, me encanta, nunca salgo de casa sin maquillar…mi vida es serena y compatible con mi vida familiar.

  4. yo soy consultora de Mary kay y os puedo asegurar que antes me pasaba eso de no conseguir hecharme cremas mas de 2 días seguidos porque me aburría, se me olvidaba etc.

    ahora os puedo asegurar que no lo paso ni un día desde que empecé en esta compañía pero la razón es muy simple, veo los resultados, y si yo los veo…vosotras y demás gente también!
    y mas perezosa que yo para esas cosas…jaja asique os animo de verdad a entrar en este fascinante mundo! bien como clientas y mucho mejor como consultoras!! si queréis mas información podéis buscarme en en facebook como Mary martinez en mi pagina. https://www.facebook.com/pages/M-carmen-Consultora-de-Belleza-independiente/1381899142133068?ref=aymt_homepage_panel, un saludo chicas

  5. Buenas tardes! Yo soy consultora de belleza independiente de Mary Kay desde hace 3 años y nunca me había planteado entrar en este mundo de la cosmética. Os puedo decir que es una oportunidad maravillosa para cualquier mujer. Aprendes a cuidarte, te arreglas más, ayudas a mujeres y hombres a que suban su autoestima y se sientan mejor. Ahora soy independiente, estoy más segura de mi misma y me encanta cada vez que veo la cara de tantas mujeres maravilladas porque se ven estupendas. También deciros que es una oportunidad de negocio impresionante! Ya que no tenemos límites… El límite lo pones tú. Quieres tener un sobresueldo? Quieres pagarte unas vacaciones? Quieres tener por fin todo aquello que creías imposible? Pues esta es la respuesta a todos esos deseos… Aquí no hay magia que valga, aquí te demuestras a ti misma lo que vales y te sientes llena viendo que además aportas a mejorar este mundo… Me encanta, os recomiendo que lo provéis, no perdéis nada de nada… Un besazo a todas.

Los comentarios están cerrados.

Most Popular

Recent Comments

María L. Fernández on Problemas maternales del primer mundo
Alejandra deF on ¿Eres supersticiosa?
Alma Rosa Calderón Herrera on ¿Tute gratuito? ¡No, gracias!
Juan Luis on Odio Star Wars
María L. Fernández on Mis 10 blogs de cocina IMPRESCINDIBLES
Irene on A veces grito
Silvia - Mimette.com on Mis zapatos depilados, gracias
Ana (Pequeña Hormiguita) on Corresponsabilidad esa gran desconocida
La loca del Pelo Gris on Encorsetar a una hija (escoliosis)
Anya on Verano ¡ven!
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Cata de mamatambiensabe on ¿Por qué tenemos miedo al feminismo?
Natalia Martín on iMMMprescindibles de abril
Emmanuel rivera on Odio Star Wars
marisa, la estresada on iMMMprescindibles de abril
Maria José on Esas costumbres molestas
Natalia Martín on ¿Tú no tienes papá, mamá?
Omar on Odio Star Wars
Limonerías on Londres, de niño a niño
Natalia Martín on Cariño, ¿te gusta tu escroto?
Madreexilio on Educar sin género
Sara Palacios on Música para follar
Maria José on Música para follar
Violeta Rodríguez Fotografía on Ama, vive y come
Marta on Ama, vive y come
Natalia Martín on Ama, vive y come
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Julieth montaña on La frustración y la maternidad
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
marisa, la estresada on Nuevo año o vida nueva
Ruth de Rioja on ¡Feliz 2017!
anya on ¡Feliz 2017!
Limonerías on Inocentadas de bombero
marisa, la estresada on Inocentadas de bombero
Susana on Querido Fassbender
Sofia Sanchez peña on Sobrevivir a la Navidad en familia
Limonerías on El juguete de tu infancia
Epaminondas on Hablemos de princesas
Alejandra deF on ¿Eres puta o princesa?
Ana Guillén on Agendas bonitas para 2017
Noelia - Golosi on Agendas bonitas para 2017
Sara Palacios on Tu juego de mesa favorito
Juegos de mesa Addicted on Tu juego de mesa favorito
marisa, la estresada on Tu leyenda urbana favorita
La maternidad de Krika en Suiza on Tu leyenda urbana favorita
Paola Velázquez on El segundo hijo o el segundón
Verónica Reng on El segundo hijo o el segundón
Natalia Martín on El segundo hijo o el segundón
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
AniPatagonia on Todos somos Chenoa
Johanna Arco on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Noelia - Golosi on Todos somos Chenoa
Ana [Mi mama es asesora de lactancia] on Tu nombre de pueblo favorito
Limonerías on Mi luna de miel
anya on Mi luna de miel
Limonerías on Tu juego de mesa favorito
Laura Arceo on Homeopatía y caries
Marisa, la estresada on La llamaron “loca”
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Alfonso de Lozar on Asúmelo… ¡eres tu madre!
Vestidos para bautizos on De tutús, pelucas y masculinidad
Aprendemos con mamá on Cerrar etapas para…¿abrir otras?
Sara Palacios on Mujeres y libertad
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Johanna Arco on Mujeres que son historia
Virginia A. C. on Mujeres que son historia
Sónia Cristina Relvas Luciano on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Mujeres que son historia
Jess vaquero cuervo on Mujeres que son historia
Patricia Barreiro on Mujeres que son historia
Lupe Soria on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Por qué me gusta Peppa Pig
Marisa, la estresada on Río 2016: olimpiadas y machismo
Natalia Martín on Visitar Valencia este verano
rosi marugan on Ser madre y opositar
Sari - Hechizos de Amor on Tácticas amorosas: el tira y afloja
Julia Martín on Montessori para novatos
Sara Palacios on La fiebre de las minicasas
Immi on Extranjera eres
Marisa, la estresada on Extranjera eres
Raquel on Extranjera eres
Laura on Extranjera eres
Esther on Extranjera eres
madrexilio on Extranjera eres
Limonerías on La vieja que quiero ser
Marta García on 7 días sin beber coca-cola
anya on Tengo cursitis
Noelia - Golosi on ¿Hacemos la tortuga?
Noelia - Golosi on Talentos ocultos
notengowhatsapp on Queridas madres del Whatsapp
Marta Capella on Queridas madres del Whatsapp
Alejandra deF on Queridas madres del Whatsapp
Sara Palacios on Queridas madres del Whatsapp
María José on Eres viejuno
La Sonrisa de Mini Yo on No quiero morirme sin visitar…
Limonerías on Eres viejuno
Natalia Martín on Eres viejuno
Noelia - Golosi on El profesor de balonmano
Limonerías on Yo también soy gay
La Sonrisa de Mini Yo on Cómo destrozar Grease
Bobyshaftoe on Cómo destrozar Grease
Natalia Martín on Cómo destrozar Grease
marisa, la estresada on Querido Marido 1.0
Noelia - Golosi on El chico perfecto tendría…
María trinidad espinosa guirao on No, esa frase ya no se dice
Padres en pañales (@Padresenpanales) on El lado Wonderful / Puterful de las cosas. Tú eliges
Mamagnomo on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sandristica on Querido Fassbender
Natalia Martín on Querido Fassbender
Vidas_pixeladas Carla on ¡Maldito Mickey Mouse!
marisa, la estresada on ¡Maldito Mickey Mouse!
Verónica Reng on Calladita estás más guapa
Noelia - Golosi on Calladita estás más guapa
cata de mamatambiensabe on 12 cosas que adoro de ser autónoma
Ana - Querubino on Calladita estás más guapa
Carmen on ¡Adoro Divinity!
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Claves para elegir un buen regalo para un recién nacido
MamaCloud on 7 días sin enfadarme
Limonerías on 7 días sin enfadarme
madre estresada on Cosas que me irritan…
Mónica de Objetivo Tutti Frutti y Blogger Paso a Paso on 7 días sin tomar azúcar ni harinas
Auxi on A veces grito
Teresa - El Rincón del Peque on A veces grito
Daniells on A veces grito
Lorena on A veces grito
VANESA ALONSO CIMAS on A veces grito
Natalia Martín on A veces grito
Carol on A veces grito
Carmen Abián on Confesando mi adicción
Sandristica on Confesando mi adicción
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Así viví #elVermmmut
Madre Exilio (@Madrexilio) on Así viví #elVermmmut
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
María on Ladrones de tiempo
Alejandra deF on Hay amores que matan…
Cata de mamatambiensabe on Ladrones de tiempo
Eduardo Muñoz on Micromachismos intolerables
Sandristica on Cómo volverle loco
Vyacheslav Dudkin on Las Monas de Pascua más feas
Chica Perika on Dale a tu cuerpo alegría
Natalia Martín on Dale a tu cuerpo alegría
Mamá Resiliente (@MamaResiliente) on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión