Hazlo por ellas, hazlo por ti #másinvestigaciónparamásvida

0

Una, otra y otra vez. Todos los años el día 19 hablamos de cáncer de mama. Me gustaría no tener que escribir esto. Quiero pensar que, por fin, hemos encontrado una cura. Sueño, sobre todo, con no perder a ningún familiar, ninguna amiga, ninguna compañera, ninguna vecina más por este maldito cáncer.

Porque aunque los índices de supervivencia son muy altos (un 80%) el cáncer de mama sigue matando mujeres. Hoy quiero mirar a ese 20% que no superan la enfermedad. Esas personas para las que hoy no hay cura. Las mujeres a las que diagnostican cáncer de mama metastásico.

La única alternativa para ellas son los tratamientos que prolongan su vida. Pero para ganar esta partida al cáncer de mama solo hay una vía: la investigación. La cura está ahí. Solo hace falta encontrarla. Quizás no sea hoy, ni tampoco mañana pero hay que seguir investigando porque en esa esperanza hay futuro, hay vida. La nuestra, la de cada mujer.

Colabora con #másinvestigaciónparamásvida

Hoy más que nunca debemos unirnos todas. Creemos un gigantesco lazo de esperanza con nuestras pequeñas o grandes donaciones a una causa que puede llegar a ser la nuestra. Aportemos nuestro granito de arena para ayudar a las mujeres enfermas de cáncer metastásico. Porque mañana podemos ser nosotras, o nuestras hijas.

Pincha aquí para ir a la campaña #másinvestigaciónparamásvida

Con vuestra ayuda podemos hacer que se investiguen los genes implicados en el cáncer de mama metastásico en un proyecto pionero en el Hospital Vall d’Hebron Institute of Oncology. Una investigación que trata de obtener más datos sobre los tumores para seleccionar los tratamientos más efectivos en cada uno de os pacientes y trabajar en nuevos fármacos. Ellas merecen nuestra ayuda. Merecen más vida.

No olvidemos que 1 de cada 8 mujeres tendremos cáncer. Es cierto que no hay una varita mágica que nos libre de esta maldita enfermedad, pero la detección en sus primeros episodios puede ayudarnos mucho. Por eso, es importante que nos cuidemos. Aunque el cáncer de mama no se puede prevenir, hay factores que -según los últimos estudios- pueden ayudarnos a reducir el riesgo de padecerlo. Realiza ejercicio físico de forma regular (4 veces a la semana), evita el sobrepeso y la obesidad tras la menopausia y no consumas alcohol de forma regular. Además de estos consejos la Asociación Española Contra el Cáncer pide a las mujeres que evitemos el tratamiento hormonal sustitutivo tras la menopausia.

¿Qué podemos hacer?
cáncer de mama

Une a estos hábitos saludables la autoexploración de tus mamas. Si encuentras un pequeño nódulo (en el pecho o la axila), dolor en la palpación, cambio de tamaño en alguno de los pechos, irregularidades en el contorno, alteraciones en la piel o cambios en el pezón, acude inmediatamente a tu ginecólogo.

Para hacerte una autoexploración correcta sitúate delante del espejo e inspecciona la simetría, que tus mamas tengan un tamaño, forma y color habitual y no presenten alteraciones. Palpa con la mano contraria la mama dividiéndola en cinco partes: cuatro mitades y el pezón. Levanta los brazos y fíjate si ves alteraciones y, por último, haz la misma exploración manual en la cama tumbada y con una mano detrás de la nuca.

Junto con este hábito hazte revisiones ginecológicas de forma periódica. Dependiendo de tu edad, tu médico optará por ecografía, mamografía o ambas combinadas junto con una exploración mamaria y un cuadro de salud general.

cáncer de mama apoyo

Aunque sea molesto y un poco fastidioso, no dejes de hacerte las revisiones. Piensa que la mamografía permite ver lesiones en la mama hasta dos años antes de que sean palpables lo que hace posible aplicar tratamientos menos agresivos.

En ocasiones dejamos estos hábitos por pereza o cansancio y nos olvidamos que es nuestra salud la que está en juego.

Fuente: Cáncer Mama Metastásico Pacientes

DEJA UNA RESPUESTA

Introduce tu comentario
Introduce aquí tu nombre