Trucos para tener la cocina siempre limpia

2

Ya os he confesado en más de una ocasión que una de mis principales peleas es tener la casa en orden. Ningún momento me parece bueno para ponerme a limpiar, siempre tengo algo más urgente para hacer, por eso, no paro de buscar ideas que me funcionen para conseguir tenerlo todo al día. Hoy quiero compartir con vosotros trucos para tener la cocina siempre limpia que espero que os sean tan útiles como me están siendo a mí.

Hay personas que apenas ensucian porque no comen en casa o porque el fin de semana ponen en práctica el batch cooking con lo que no solo adelantan trabajo, si no que evitan ensuciar mucho la cocina a diario; pero hay otras, para las que parece que ha pasado un batallón por su cocina tres veces al día; lo que voy a intentar es que estos trucos sean tan útiles para unas como para otras.

Aprovecha cada segundo en la cocina

Y con esto me refiero a que si estás esperando a que acabe de cocerse algo o a que se caliente en el microondas un vaso de leche, no te dediques a mirar tu móvil o contar los azulejos que tienes en el techo… puedes ir fregando lo que ya has terminado de utilizar, ordenando algo que esté por encima de la encimara o haciendo un repaso a la nevera para ver si hay algo caducado.

Cualquier momento es bueno para avanzar algo y evitar juntarte con demasiado para limpiar, por ejemplo, cuando estás cocinando.

Mientras comes deja que los productos trabajen

Una de las cosas más difíciles de quitar es la grasa de las sartenes o las potas, por eso, lo ideal es que en cuanto terminas de cocinar eches un poco de producto lavavajillas y agua templada y lo dejes que vaya actuando para que, cuando terminemos de comer nos cueste menos limpiar los recipientes.

Encimeras despejadas

Esto es complicado pero cae de cajón, cuantas menos cosas haya sobre la encimera, mucho más sencillo será limpiarla. En la cocina tenemos demasiados utensilios y es fácil que alguno de ellos acabe sobre la encimera, esto es un error, si tenemos cosas sobre ella tendremos que apartarlas para limpiar y perdemos un tiempo precioso.

Intenta meter dentro de los cajones y los armarios todos los utensilios y accesorios de cocina posibles y dejar las encimeras limpias, de esta manera, solo tendrás que pasar un trapo sobre ella y no tardarás nada.

Vinagre y bicarbonato, dos grandes aliados

Este consejo se lo cojo prestado a Alicia de Orden y limpieza que tiene consejos buenísimos en su blog y nos cuenta que utiliza el vinagre para limpiar prácticamente todo en la cocina. Lo que propone es tener un spray de vinagre y un bote de bicarbonato siempre a mano.

Al terminar de cocinar echa bicarbonato sobre la vitrocerámica, luego pulveriza vinagre sobre ella y déjalo actuar. Después de unos minutos puedes limpiarlo con un trapo empapado en agua y secarlo con papel de cocina para que brille bien. ¡El resultado te sorprenderá!

Recoge en cuanto acabes de comer

Da igual que tengas lavavajillas o no, en cuanto termines de comer recoge la mesa y el fregadero, no dejes los platos apilados porque cuando se seca la comida costará mucho más limpiarla, tanto a ti como a la máquina.

Además, si te vas de la cocina sin haber recogido, lo más probable es que se te olvide y que se te junte el desorden con el de la siguiente comida. Es evidente que tardarás más en recoger los platos y utensilios de cocina de dos comidas que de una, por eso, mi consejos es que siempre dejes todo recogido en cuanto termines de comer.

También que aproveches todos los viajes. Si te levantas a coger el segundo plato, llévate los platos del primero y, si vas a por el postre, recoge los del segundo plato… así además de que te costará mucho menos recoger la mesa, comeréis más cómodos.

Limón para el microondas

Si tienes microondas una buena manera de limpiarlo es colocar dentro una taza apta para micro con agua y medio limón exprimido y ponlo a máxima potencia. Déjalo actuar entre 5 y 8 minutos y sácalo, eso sí, ten cuidado de no quemarte con la taza.

Una vez lo hayas sacado, pasa un paño húmedo por las paredes para quitar los restos de suciedad. Lo ideal, es que el aparato esté desenchufado para evitar cualquier tipo de accidente.

Estos son algunos sencillos trucos para tener la cocina siempre limpia que te ayudarán a hacer más fácil una labor que se suele hacer muy cuesta arriba. La mayoría de ellos, en cuanto los tengas interiorizados los tomarás como rutina y te costará mucho menos realizarlos. ¿Tienes algún truco que te ayude a mantener al día tu cocina?, ¿nos lo cuentas?

2 COMENTARIOS

  1. spray de agua y lejia
    9 d agua una d lejia suficiente pa desinfectyar y limpiar bien al manipular cadaver =
    evitar E.colli y toxoplasmosis

    un barreño en la fregadera para recoger el agua y usarlo para ablandar mugre d platos
    y limpiar verduras

  2. no echar aceite por el fregadero pqe contamina rios = capa aceite flotando qe no deja pasar aire ni luz = mata vida

    no fregar sartenes en fregadero : esperar qe se enfrie grasa + limpiar cn papel wc

DEJA UNA RESPUESTA

Introduce tu comentario
Introduce aquí tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.