domingo, mayo 29, 2022
InicioLifeStyleRutina facial específica para cada edad

Rutina facial específica para cada edad

Sabemos que no sirve todo para todas las pieles pero no tenemos demasiado claro que hay una rutina facial específica para cada edad y concretamente, no tenemos del todo confirmado cual es la que más nos conviene a nosotras.

Es verdad que la mayoría de firmas tienen productos específicos prácticamente para todas las edades como puede pasar con marcas consagradas como Avene o muchas otras pero en concreto ¿cuál es lo que más se adapta a las necesidades de tu piel? ¿qué es lo que necesita la piel de una persona de 23 años o que le falta a la piel de otra de 46?

Una rutina facial específica para cada edad porque los años pasan pero no tienen porque castigar nuestra piel, podemos vernos bien independientemente de la edad que tengamos, podemos mimarnos porque lo que está claro es que ¡nos lo merecemos!

Quizás sí hay un gesto, un hábito que sea bueno mantener más allá de la edad. La piel tiene que estar limpia cuanto más tiempo mejor y cuanto más limpia también mejor.

Una piel limpia consigue que los poros puedan respirar mejor y el aspecto y las características de la piel también serán mejores.

Un limpiador adecuado, un tónico adaptado a nuestro tipo de piel y después escuchar las necesidades básicas de cada una.

Cuidar nuestra piel es importante a cualquier edad y en cada edad hay unos principios activos que nos lo ponen más fácil, que necesitamos en mayor o menor medida y que siempre deberíamos tener en cuenta.

La piel de los veintitantos a los treinta y tantos.

Limpieza, hidratación y protección son los tres pilares fundamentales para cuidar las pieles jóvenes.

La protección quizás sea la que menos cuidamos cuando somos jóvenes, hablamos de protección solar para evitar el envejecimiento prematuro de la piel, las manchas o hiperpigmentaciones o incluso problemas cutáneos más importantes a corto, medio pero también a largo plazo.

De los treinta y tantos a los cuarenta y todos

Las vitaminas antioxidantes se cuelan en nuestro neceser por la puerta grande a partir de ahora.

La Vitamina C y el Retinol, son los protectores de nuestra piel frente al efecto pernicioso de los radicales libres que aceleran el envejecimiento cutáneo.

La hidratación es fundamental, la piel seca puede devenir en sensible si no la tratamos adecuadamente y más a partir de esta edad.

Cuando la piel se reseca pierde parte de su escudo protector frente a las influencias externas por lo que se deteriora con más facilidad. La incómoda sensación de tirantez es muy característica y provoca que se desarrollen más rápidamente las líneas de expresión que devienen en arrugas más profundas con el paso del tiempo.

Limpia bien tu piel sin dañarla. Utiliza un limpiador suave a poder ser que esté enriquecido con lípidos.

No frotes al limpiar la piel, da toques suaves con una toalla, muselina o algodón y no uses nunca el agua por encima de los 36ºC ni más de 10 minutos.

La hidratación diaria es esencial pero además es conveniente que no te olvides de alimentarte correctamente con una dieta rica en ácidos grasos esenciales y Vitaminas A, C y E, aumenta el consumo de fruta y verdura e incorpora el pescado azul y los frutos secos a tus platos.

Los cincuenta han llegado para quedarse

Los péptidos y los sérums van a ser tus mejores aliados a partir de ahora.

Después de la limpieza de la piel, los péptidos deben ser uno de los componentes de nuestras cremas habituales porque restauran la piel del daño que ocasiona el paso del tiempo, estimulan la renovación y regeneración de la piel.

Es muy recomendable combinarse con otros activos como los antioxidantes o los hidratantes como el ácido hialurónico, los alfa hidroxiácidos y el retinol.

Los sérums son imprescindibles para mantener la piel en óptimas condiciones y contienen muchos de los principios activos que hemos mencionado. Lo que es importante es aplicarlos con cuidado y tomando algunas precauciones, por ejemplo no toques la piel directamente con el dosificador por motivos de higiene puedes aplicar el producto directamente sobre el rostro o utilizar las palmas de las manos para hacerlo.

Sólo tres o cuatro gotas del producto son suficientes aunque pueda parecerte que es poca cantidad y siempre se aplican con la piel perfectamente limpia y no lo arrastres por la piel, realiza suaves presiones para conseguir una mejor penetración del producto.

Nunca te olvides del cuello e incluso el escote cuando apliques sérum y si utilizas un contorno de ojos específico tienes que aplicarlo justo antes para crear una barrera protectora, la piel de la zona del contorno de ojos es mucho más sensible que el resto, por eso es más que recomendable utilizar un producto específico.

La variedad de productos que se encuentran en el mercado para este tipo de pieles más maduras es casi infinita y depende mucho de las distintas marcas, Isdinceutics es una de esas opciones que puedes estudiar para cuidar tu piel como se merece a esta edad.

Lo que nos queda claro es que no todo vale para todas durante todo el tiempo, cada piel y cada momento requiere un cuidado específico. Se trata de sentirnos cómodas en nuestra propia piel a cualquier edad y en cualquier momento.

Pilar Fonseca
Pilar Fonsecahttp://www.mamasfulltime.com/
Primero fui mujer, después periodista, luego esposa y ahora además de todo eso madre. Esto último me obligó a reorganizar todo lo anterior. Me gusta escribir y comunicar. Disfruto con un buen libro, una buena película, una buena serie, un buen viaje y una buena charla con amigos. Podría alimentarme sólo de queso y chocolate acompañados de un buen vino, una que es mujer de gustos sencillos.
RELATED ARTICLES

Most Popular

Recent Comments

María L. Fernández on Problemas maternales del primer mundo
Alejandra deF on ¿Eres supersticiosa?
Alma Rosa Calderón Herrera on ¿Tute gratuito? ¡No, gracias!
Juan Luis on Odio Star Wars
María L. Fernández on Mis 10 blogs de cocina IMPRESCINDIBLES
Irene on A veces grito
Silvia - Mimette.com on Mis zapatos depilados, gracias
Ana (Pequeña Hormiguita) on Corresponsabilidad esa gran desconocida
La loca del Pelo Gris on Encorsetar a una hija (escoliosis)
Anya on Verano ¡ven!
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Natalia Martín on Encuentro MMM a la vista
Cata de mamatambiensabe on ¿Por qué tenemos miedo al feminismo?
Natalia Martín on iMMMprescindibles de abril
Emmanuel rivera on Odio Star Wars
marisa, la estresada on iMMMprescindibles de abril
Maria José on Esas costumbres molestas
Natalia Martín on ¿Tú no tienes papá, mamá?
Omar on Odio Star Wars
Limonerías on Londres, de niño a niño
Natalia Martín on Cariño, ¿te gusta tu escroto?
Madreexilio on Educar sin género
Sara Palacios on Música para follar
Maria José on Música para follar
Violeta Rodríguez Fotografía on Ama, vive y come
Marta on Ama, vive y come
Natalia Martín on Ama, vive y come
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Noelia - Golosi on Querido Fassbender
Julieth montaña on La frustración y la maternidad
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
Natalia Martín on Nuevo año o vida nueva
marisa, la estresada on Nuevo año o vida nueva
Ruth de Rioja on ¡Feliz 2017!
anya on ¡Feliz 2017!
Limonerías on Inocentadas de bombero
marisa, la estresada on Inocentadas de bombero
Susana on Querido Fassbender
Sofia Sanchez peña on Sobrevivir a la Navidad en familia
Limonerías on El juguete de tu infancia
Epaminondas on Hablemos de princesas
Alejandra deF on ¿Eres puta o princesa?
Ana Guillén on Agendas bonitas para 2017
Noelia - Golosi on Agendas bonitas para 2017
Sara Palacios on Tu juego de mesa favorito
Juegos de mesa Addicted on Tu juego de mesa favorito
marisa, la estresada on Tu leyenda urbana favorita
La maternidad de Krika en Suiza on Tu leyenda urbana favorita
Paola Velázquez on El segundo hijo o el segundón
Verónica Reng on El segundo hijo o el segundón
Natalia Martín on El segundo hijo o el segundón
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
AniPatagonia on Todos somos Chenoa
Johanna Arco on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Sara Palacios on Todos somos Chenoa
Noelia - Golosi on Todos somos Chenoa
Ana [Mi mama es asesora de lactancia] on Tu nombre de pueblo favorito
Limonerías on Mi luna de miel
anya on Mi luna de miel
Limonerías on Tu juego de mesa favorito
Laura Arceo on Homeopatía y caries
Marisa, la estresada on La llamaron “loca”
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Harry Potter y el Legado Maldito
Alfonso de Lozar on Asúmelo… ¡eres tu madre!
Vestidos para bautizos on De tutús, pelucas y masculinidad
Aprendemos con mamá on Cerrar etapas para…¿abrir otras?
Sara Palacios on Mujeres y libertad
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Noelia - Golosi on Mujeres que son historia
Johanna Arco on Mujeres que son historia
Virginia A. C. on Mujeres que son historia
Sónia Cristina Relvas Luciano on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Mujeres que son historia
Jess vaquero cuervo on Mujeres que son historia
Patricia Barreiro on Mujeres que son historia
Lupe Soria on Mujeres que son historia
Noelia Martin on Por qué me gusta Peppa Pig
Marisa, la estresada on Río 2016: olimpiadas y machismo
Natalia Martín on Visitar Valencia este verano
rosi marugan on Ser madre y opositar
Sari - Hechizos de Amor on Tácticas amorosas: el tira y afloja
Julia Martín on Montessori para novatos
Sara Palacios on La fiebre de las minicasas
Immi on Extranjera eres
Marisa, la estresada on Extranjera eres
Raquel on Extranjera eres
Laura on Extranjera eres
Esther on Extranjera eres
madrexilio on Extranjera eres
Limonerías on La vieja que quiero ser
Marta García on 7 días sin beber coca-cola
anya on Tengo cursitis
Noelia - Golosi on ¿Hacemos la tortuga?
Noelia - Golosi on Talentos ocultos
notengowhatsapp on Queridas madres del Whatsapp
Marta Capella on Queridas madres del Whatsapp
Alejandra deF on Queridas madres del Whatsapp
Sara Palacios on Queridas madres del Whatsapp
María José on Eres viejuno
La Sonrisa de Mini Yo on No quiero morirme sin visitar…
Limonerías on Eres viejuno
Natalia Martín on Eres viejuno
Noelia - Golosi on El profesor de balonmano
Limonerías on Yo también soy gay
La Sonrisa de Mini Yo on Cómo destrozar Grease
Bobyshaftoe on Cómo destrozar Grease
Natalia Martín on Cómo destrozar Grease
marisa, la estresada on Querido Marido 1.0
Noelia - Golosi on El chico perfecto tendría…
María trinidad espinosa guirao on No, esa frase ya no se dice
Padres en pañales (@Padresenpanales) on El lado Wonderful / Puterful de las cosas. Tú eliges
Mamagnomo on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sara Palacios on Querido Fassbender
Sandristica on Querido Fassbender
Natalia Martín on Querido Fassbender
Vidas_pixeladas Carla on ¡Maldito Mickey Mouse!
marisa, la estresada on ¡Maldito Mickey Mouse!
Verónica Reng on Calladita estás más guapa
Noelia - Golosi on Calladita estás más guapa
cata de mamatambiensabe on 12 cosas que adoro de ser autónoma
Ana - Querubino on Calladita estás más guapa
Carmen on ¡Adoro Divinity!
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Claves para elegir un buen regalo para un recién nacido
MamaCloud on 7 días sin enfadarme
Limonerías on 7 días sin enfadarme
madre estresada on Cosas que me irritan…
Mónica de Objetivo Tutti Frutti y Blogger Paso a Paso on 7 días sin tomar azúcar ni harinas
Auxi on A veces grito
Teresa - El Rincón del Peque on A veces grito
Daniells on A veces grito
Lorena on A veces grito
VANESA ALONSO CIMAS on A veces grito
Natalia Martín on A veces grito
Carol on A veces grito
Carmen Abián on Confesando mi adicción
Sandristica on Confesando mi adicción
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Natalia Martín on Así viví #elVermmmut
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Así viví #elVermmmut
Madre Exilio (@Madrexilio) on Así viví #elVermmmut
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
Verónica Trimadre on La brutal sensación de estar viva
María on Ladrones de tiempo
Alejandra deF on Hay amores que matan…
Cata de mamatambiensabe on Ladrones de tiempo
Eduardo Muñoz on Micromachismos intolerables
Sandristica on Cómo volverle loco
Vyacheslav Dudkin on Las Monas de Pascua más feas
Chica Perika on Dale a tu cuerpo alegría
Natalia Martín on Dale a tu cuerpo alegría
Mamá Resiliente (@MamaResiliente) on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
Verónica Trimadre on Hija, tu cuerpo será tu prisión
El espacio del bebé on Fantaseando… o quizá no
Cuestion de Madres on ¿Cómo comunicaste tu embarazo?
Violeta Rodríguez - Fotografía infantil. on Fantaseando… o quizá no
Noelia - Golosi on Modas ideales que vuelven.
Johanna Arco on Modas ideales que vuelven.