8 Regalos inmateriales para poner en la lista esta Navidad

Se acercan las Navidades y tanto nosotras como nuestros seres queridos empezamos a ponernos nerviosos con el tema de los regalos. ¿Qué quiere menganito este año?, ¿qué puede necesitar?, ¿con qué puedo sorprender a fulanito?

Hay quien escribe carta y luego están las que prefieren que les sorprendan. Yo os diré que siempre fui del segundo grupo hasta que me tocó hacer regalos a mis hijos, mi marido, mis padres, mis familiares y oye, que queréis que os diga, tener una pequeña lista o alguna petición especial ahorra mucho tiempo y muchas vueltas. Por eso, desde hace unos años siempre preparo una pequeña lista para que nadie se vuelva demasiado loco.

regalos inmateriales navidad

Ahora bien, cuando se tiene todo lo que se necesita, como nos pasa a muchas, saber que pedir para Navidad no es tarea fácil, sobre todo, porque cada vez estamos más concienciadas con acabar con el consumismo y pedir cosas que necesitemos o que sean útiles. Por eso, vamos a ver unos regalos inmateriales perfectos para poner en la lista de Reyes

1. Arte y espectáculo

Seamos realistas, hoy en día tes difícil encontrar algo que realmente nos haga falta y al final, lo mejor que se puede regalar son cosas inmateriales pero que se queden en el recuerdo. Disfrutar de algún espectáculo en compañía cómo ir a ver un buen musical, el Circo del Sol o si va con tus gustos, acudir a la Opera o la Zarzuela, siempre será un buen plan.

vino

2. Una cata de vinos

Hay muchas bodegas que ofrecen la opción de visitarlas para conocer de primera mano como es la elaboración del vino y suelen finalizar con la cata de alguno de sus vinos acompañados de algún pincho. Sin duda, es una buena opción para las personas a las que les gusta esta bebida procedente de la uva. Además, la bodega puede estar en otra localidad por lo que el regalo incluye un pequeña escapada, algo que siempre es un ‘plus’.

3. Una comida en un restaurante especial

Si eres amante del buen comer un regalo que no puede faltar en tu lista de Reyes es una comida en algún restaurante con estrella Michelín, por ejemplo, o en alguno especial al que por su coste no podáis ir con frecuencia. Algunos tienen mucha lista de espera pero sin duda, será toda una experiencia, un regalo que podrás disfrutar con todos los sentidos.

4. Actividades de aventura y experiencias

Para las mujeres a las que les gustan las emociones fuertes, experiencias como hacer puenting, saltar en paracaídas o volar en globo, pueden ser una alternativa muy buena para añadir a la lista de deseos.

Si te gusta la aventura pero sin tanta emoción, un curso de espeleología o escalada, ir a hacer barranquismo, una excursión con raquetas o una ruta a caballo, son opciones perfectas para añadir a tu carta.

5. Una sesión de fotos

Otra opción muy interesante para añadir en la carta a sus majestades es una sesión de fotos. Puede ser individual o familiar y, además del buen rato que pasaréis haciéndola, el recuerdo que quedará será imborrable. En mi caso no he hecho dos y ambas han sido de familia, lo único que puedo decir es que lo pasamos realmente bien y quedamos encantados con el resultado.

6. Un día de relax

Una sesión de spa, un masaje, una comida sola o en compañía… en resumen, un día alejada del estrés de la rutina diaria, una jornada para parar y dedicarte a ti, a cuidarte y a mimar tu cuerpo. ¿Quién puede resistirse a eso? No se vosotras pero por aquí ya lo estamos apuntando a la lista.

7. Belleza

Siguiendo la línea anterior de cuidarse y mimarse, añadir algún tratamiento especial que tengamos ganas de probar. Una limpieza de cutis, un rizado y permanente de pestañas, manicuras, pedicuras o tratamientos más exclusivos. Puedes indicar el centro de estética al que sueles ir que seguro que tiene la opción de bonos o, directamente optar por alguna smartbox o caja de este tipo que ofrezca varias posibilidades.

8. Una escapada o viaje inolvidable

Y sin duda el regalo estrella, una escapada o viaje, para dos o en familia, lo que prefieras. Si no te ha convencido ninguno de los anteriores estoy segura de que esta opción si querrás incluirla en tu carta. Puede ser una pequeña escapada cerca de casa pero que sirva para desconectar o un viaje más especial que incluso puede ser el regalo familiar. Eso sí, lo ideal en estos casos es darlo todo cerrado, el alojamiento, las fechas y, si fuera necesario, el avión, que sino luego puede quedarse pendiente y no hacerlo nunca. Desde luego que es un regalo para dejar sin palabras.

Maria Jardón

Soy periodista, Comunnity Manager y madre de dos pequeños terremotos. Me encantan las redes, escribir y compartir todo lo que se me pasa por la cabeza. No me dan miedo los retos, así que estoy deseando dejar salir mi parte más femenina para hablar sobre temas que nos interesan a las mujeres de hoy en día y, como no, deseando pasar un buen rato con vosotras.

Artículos recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.