Vamos a tener muchas plantas en casa para que nos cuiden este año

Más allá del mito de que se nos mueren hasta los cactus, por la cuenta que nos trae, este año va a ser el de las plantas. Plantas en casa precisamente para que ellas nos cuiden a nosotras, no se me ha ido la pinza, es que es así.

Tener plantas en casa reduce hasta en un 20% las partículas contaminantes que están flotando en el aire de nuestro hogar o sea que tener plantas en casa es muy recomendable para nuestra salud, según un reciente estudio publicado en Italia.

Resulta que en esto como en todo, hay algunas plantas que son más depuradoras del aire que otras pero en general, todas las que podamos tener en casa van a ser bienvenidas y mejor recibidas sobre todo por nuestros pulmones, lo que es para tener muy en cuenta.

Cuidados básicos

No es complicado aunque requiere de un poquito de atención, como todo lo que merece la pena en la vida. Cuidar una planta puede ser empezar una afición que solo te va a traer beneficios y si no sabes por donde empezar, te lo ponemos muy fácil.

  1. Decídete por una que no requiera muchos cuidados, si quieres empieza por un cactus aunque no es necesario, hay algunas plantas que se empeñan en vivir aunque a priori parezca que tu no estás de su parte. Prueba con un photos, por ejemplo.
  2. Todas las plantas quieren luz, no todas quieren sol directo y no todas necesitan la misma intensidad de luz pero por experiencia personal y por sentido común, ten claro que todas las plantas necesitan vivir en un entorno donde haya luz natural.
  3. Puedes comprar una pequeña luz de las llamadas de crecimiento si justo piensas colocarla en el rincón más oscuro de la casa, no son caras y pueden hacerte el apaño.
  4. Lo más habitual es que las plantas que tenemos en casa se mueran por el exceso de riego, o sea que no es que se mueran es que las matamos, las ahogamos para ser exactas así que aquí como en la moda o en la decoración, menos es más pero sin pasarte, a ver si la vas a desecar.
  5. ¿Cómo saber que tu planta quiere agua? Sencillo, puedes ver si la tierra de la maceta se separa del borde, entonces quiere agua la pobre. Puedes meter el dedo y notar si la tierra está húmeda o es un secarral para decidir si la tienes que regar o no. Y si lo tuyo es la tecnología puedes comprarte un medidor de la humedad de la tierra de la maceta y se acabó el misterio.
  6. ¿Cómo es mejor que la riegues? Pues por inmersión. No es que tengas que hacer bucear a la planta, lo que tienes que buscar es un recipiente donde puedas dejarla un par de horas metida en agua para que ella beba la que necesite. No tiene más misterio.
  7. Y sí, en primavera y quizás en verano sería bueno que compres un fertilizante y siguiendo las indicaciones del producto le dés un poco de alimento a tu planta para que siga tan hermosa como hasta ahora o incluso más y no deje de limpiar el aire de tu casa.

Plantas en casa para que nos cuiden: las más trabajadoras

Pues a la vista de los datos, las plantas más trabajadoras y que más beneficios traen a nuestra salud son:

  • la sansevieria 
  • la chamaedorea
  • la yuca
  • el tradicional ficus
  • la cheflera 
Tener plantas en casa reduce hasta en un 20% las partículas contaminantes que están flotando en el aire de nuestro hogar… Clic para tuitear

Según los datos de este estudio italiano, estas son las plantas más eficaces para reducir los niveles de dióxido de carbono que pueden aparecer en nuestros hogares y que nos produce dolores de cabeza de distinta intensidad.

El “síndrome del edificio enfermo” se combate con el poder de la vegetación por muy pequeña que pensamos que es su aportación, no solo no lo es sino que puede convertirse en una afición muy saludable en muchos sentidos.

Todo el mundo (salvo algún alcalde despistado…) se ha dado cuenta ya de que las plantas consiguen mejorar la calidad de vida en nuestras calles, por poner un ejemplo, una planta adulta es capaz de capturar del aire entre 100 y 150 gramos de partículas que de este modo no terminan en nuestros pulmones. Y ya no hablemos del cambio de temperatura del entorno o de las llamadas “islas de calor”.

No es lo mismo pasear en el mes de junio por un parque lleno de vegetación que por la Puerta del Sol de Madrid después de la última reforma que se ha hecho, eso es una realidad incuestionable.

El estudio ha sido desarrollado en Italia, en el Instituto de Bioeconomía del Consejo Superior de Investigaciones Científicas junto con floricultores y floristas italianos y los datos a nosotras nos han animado más a tener aún más plantas en casa, a compartir a través de esquejes con las amigas y a autorregalarnos justo esa planta que tantotantotanto va a beneficiar a nuestra salud y que va a quedar preciosa en ese rincón del salón en el que estamos pensando ¿te apuntas tú también?

Lo mismo te interesa…

Pilar Fonseca

Primero fui mujer, después periodista, luego esposa y ahora además de todo eso madre. Esto último me obligó a reorganizar todo lo anterior.
Me gusta escribir y comunicar.
Disfruto con un buen libro, una buena película, una buena serie, un buen viaje y una buena charla con amigos.
Podría alimentarme sólo de queso y chocolate acompañados de un buen vino, una que es mujer de gustos sencillos.

Artículos recomendados

1 comentario

  1. […] conscientes que nosotros de los beneficios que tener plantas en casa puede aportar a nuestra salud. Llenemos nuestra casa de plantas, limpiarán el aíre haciéndolo mucho más saludable para […]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.